Tribunal mantiene privado de libertad a «El Volteo», por secuestro de Mohamad

1212 21A 1
30 de marzo, 2014 - 1:46 pm
Redacción Diario Qué Pasa

1212 21A%201

La decisión judicial advierte que «al mantenerse el imputado en libertad, frustraría la actuación de la ley por el peligro inminente de su fuga.

Maracaibo — La Sala Segunda de la Corte de Apelaciones del Circuito Judicial Penal del estado Zulia ha ratificado la sentencia del Juzgado Primero de Primera Instancia en Funciones de Control que mantiene privado de libertad a José Armando Álvarez Blanco, quien está imputado en los delitos de secuestro y asociación para delinquir. La víctima de esos crímenes fue el joven de origen árabe Mohamad Hassan Farhat, de 18 años de edad.

El joven comerciante fue sorprendido e interceptado a las cuatro de la tarde del viernes 27 de diciembre, mientras se dirigía a su residencia, junto a su padre en el sector Primero de Mayo, de Maracaibo. Un vehículo Caprice, marca Chevrolet, de color gris, los seguía. De ese automóvil se bajaron dos individuos, quienes los obligaron a descender del carro que ocupaban.

Posteriormente, según los informes policiales, después de «ruletearlos» durante hora y media obligaron a descender del mismo carro al padre de Mohamad Hassan Farhat, en el sector Haticos por abajo, parroquia Cristo de Aranza, según informó en ese entonces una fuente del Grupo Antiextorsión y Secuestro (Gaes).

Un mes después del secuestro, los  funcionarios detuvieron a un sujeto identificado como Álvaro Muñoz Molero, conocido como «El Volteo». Cuando fue capturado, los agentes le incautaron un revólver y un Corolla de color dorado, placas AF560CV, que era el automóvil en el que se desplazaba.

Un muerto en enfrentamiento con el CICPC

Posteriormente, el 29 de enero de este año, agentes del CICPC tuvieron un enfrentamiento armado con Ismael Júnior Caldera Ferreira de 38 años, quien ya había condenado a seis años de prisión en la cárcel de Sabaneta por el robo de vehículos y hace cinco años había salido en libertad. Este delincuente, aparentemente, era el co-secuestrador de Mohamad Hassan Farhat.

La defensa de José Armando Álvarez Blanco interpuso ante la Sala Segunda de la Corte de Apelaciones del Circuito Judicial Penal del estado Zulia, un recurso contra la orden privativa de libertad dictada por Juzgado Primero de Primera Instancia en Funciones de Control contra Álvarez Blanco.

Entre otros motivos alegaba que su cliente fue «detenido ilegalmente», sin respetar sus derechos constitucionales y de que, además, no existe elemento probatorio que lo incrimine en el secuestro. Asimismo, considera que al «imponer una prisión provisional, está adelantando una sanción a un delito, por lo que debe considerarse y ponderarse a la prisión preventiva en forma restrictiva, en respeto de la garantía de protección y de intervención mínima en la afectación del derecho de libertad personal».

Los fiscales Carlos Alberto Rodríguez Torrealba, Ana María Pimental Ferrer y Edict Jacnely Córdoba, en su carácter de fiscal principal y auxiliares décimo cuarto del Ministerio Público de la Circunscripción Judicial del estado Zulia, respectivamente, en su contestación al recurso, respaldaron la actuación del Juzgado Primero de Primera Instancia en Funciones de Control.

Argumentos de la Fiscalía

En este sentido, argumentaron que «el legislador en este caso, justifica una medida de privación judicial preventiva de libertad, por el riesgo procesal que puede darse en el caso concreto, porque al mantenerse el imputado en libertad, frustraría la actuación de la ley, por el peligro inminente de su fuga, en virtud que sobre el mismo, surgen suficientes elementos de convicción para presumir que se encuentra incurso en los delitos que le fueron imputados».

Por su parte, la jueza de la Sala Segunda de la Corte de Apelaciones, Alba Hidalgo Huguet, en su decisión también ratifica la decisión adoptada por el Juzgado Primero de Primera Instancia en Funciones de Control.

La jueza también rescata, para adoptar esta decisión, la número 518, de fecha 21 de octubre de 2009, con ponencia de la magistrada de la sala decisión N° 518, de fecha 21 de octubre de 2009, con ponencia de la magistrada Deyanira Nieves Bastidas.

Jurisprudencia del TSJ

Esa decisión, señala, entre otros aspectos que «se hace notar, que toda orden de aprehensión tiene como presupuesto el análisis del cumplimiento de las exigencias legales para decretar la medida de privación judicial preventiva de libertad, dado que esa orden es una consecuencia inmediata de esa decisión judicial».

Finalmente, la jueza Alba Hidalgo Huguet declara sin el recurso de apelación interpuesto por la defensa de José Armando Álvarez Blanco y «confirma la decisión recurrida, haciéndose improcedente tanto la solicitud de medida cautelar sustitutiva de la privación judicial preventiva de libertad, como la petición de libertad plena, planteadas por la apelante a favor de su representado». De este modo el acusado deberá permanecer detenido.

1212 21A%202

Fotos: Archivo

NOTICIAS SUGERIDAS

Comente