Hamas se juega en El Cairo su posición en Gaza frente a la Autoridad Palestina

1342_20A-JU copy
12 de agosto, 2014 - 6:09 pm
Redacción Diario Qué Pasa

Los israelíes y los mediadores egipcios que acusan a Hamas de «terrorismo», están «decididos a no hacerle ninguna concesión para evitar que aparezca como el vencedor de la guerra».

Jerusalén — El movimiento islamista palestino Hamas, se juega también su posición de fuerza en la Franja de Gaza frente a la Autoridad Palestina durante las negociaciones en Egipto para lograr una tregua duradera con Israel, después del nuevo alto el fuego de 72 horas.

Los israelíes y los mediadores egipcios que acusan a Hamas de «terrorismo», están «decididos a no hacerle ninguna concesión para evitar que aparezca como el vencedor de la guerra», dice Mark Heller, del Instituto Israelí de Estudios para la Seguridad Nacional.

Por su parte, el movimiento islamista, asfixiado económicamente por el bloqueo israelí impuesto a Gaza en 2006 y a punto de salir de un aislamiento político, repite que no cederá en sus exigencias: final del bloqueo israelí, apertura de un puerto en el Mediterráneo y liberación de prisioneros.

Sin embargo, esta posición de Hamas representa de hecho su «temor a la reacción de la calle palestina», si acaba cediendo después de que la ofensiva israelí haya matado a más de 1.900 palestinos en Gaza, estima Mujaimer Abu Sada, politólogo de la universidad gazatí de Al Aqsa.

Las pérdidas infligidas al ejército israelí (64 soldados muertos) hicieron que Hamas se sintiera en posición de fuerza y pudiera así «aumentar el límite de sus exigencias», estima Adnan Abu Amer, politólogo de la universidad Umma de Gaza.

Relaciones de fuerza palestinas

Sin embargo, actualmente hay que tener en cuenta también las relaciones de fuerza entre los palestinos, según los expertos.

La delegación de negociadores en El Cairo está compuesta por miembros de Hamas, de su aliado de la Yihad Islámica y de la Organización para la Liberación de Palestina (OLP), que encabeza la Autoridad Palestina y reagrupa a todos los movimientos palestinos a la excepción de los dos primeros.

El derrocamiento del presidente islamista egipcio Mohamed Mursi en 2013 y la llegada al poder de Abdel Fatah al Sisi, aislaron un poco más al movimiento islamista palestino que recientemente formó un gobierno de unidad nacional con la OLP tras la firma de un acuerdo de reconciliación con Al Fatah, formación del presidente de la Autoridad Palestina, Mahmud Abas.

El jefe de la delegación de negociadores palestinos, Azam al Ahmed, responsable de esta formación rival de Hamas, insiste en que este «gobierno de unidad nacional» será el encargado de poner en marcha el acuerdo cerrado «con el consentimiento de todas las tendencias políticas palestinas».

Para Abu Sada, si las negociaciones en El Cairo lograr un acuerdo, entonces el único vencedor será «la Autoridad Palestina».

«Durante los primeros días de guerra, la Autoridad Palestina era la gran perdedora ante el éxito en el terreno de Hamas, pero las negociaciones (con Israel) y la mediación egipcia la convirtieron en la vencedora», apunta Abu Amer.

Para ver cumplidas sus peticiones de un levantamiento parcial del bloqueo, los palestinos podrían encaminarse a una solución que otorgaría la gestión de los puntos de paso hacia Israel, Egipto y el mar a la Autoridad Palestina, antes que a Hamas, tal y como reclaman egipcios e israelíes.

«En la práctica, la Autoridad Palestina tendrá la última palabra sobre los puntos de paso y las fronteras, una prerrogativa que perdió en 2007», cuando Hamas se hizo con el control de la Franja de Gaza tras su éxito en las elecciones legislativas, explica Abu Amer.

No obstante, advierte Abu Sada, «esto presagia discrepancias entre los palestinos en un futuro, ya que, aunque la decisión se deja a la Autoridad, en el terreno Hamas todavía dicta la ley».

Fotos: Archivo

Comente