Especial

Cuento: Discusión Geométrica

triangulo
29 de enero, 2017 - 3:38 pm
José Gabriel Godoy

Un numérico día tres amigos: el triángulo, el círculo y el cuadrado se encontraban conversando de muchas cosas en las costas de bahía geométrica, eso queda en el medio del Lago de Maracaibo, debajo del puente Rafael Urdaneta, es un lugar que solo los niños conocemos porque nuestros ojos son muy poderosos, los de los adultos ya están un poco viejitos y no pueden ver bien, además de que están tan preocupados por sus cosas que no logran ver más allá de lo que tocan.

Los amigos discutían sobre las medidas del horizonte, cuando de repente llegó el rombo que era medio envidioso los interrumpió diciéndoles:
– Tengo un reto para ustedes.
Los amigos le dijeron: – ¿Qué es?
Y el rombo le respondió: – ¿A que no saben quién de ustedes es el más importante?
Y de inmediato comenzaron a discutir.
El triángulo dijo:
– Yo soy el mejor porque estoy en todas las puntas de las herramientas, por lo que nadie podría trabajar sin que yo exista. Sin mí el serrucho no cortaría, el cuchillo no puyaría, el destornillador de cruz no funcionaría, los clavos no se clavarían.
El cuadrado respondió:
– Si yo no existiera, las casas no se harían, las paredes tienen mi forma y por eso se levantan, si yo no existo los televisores no tendrían forma, las fotos tienen mi silueta, y las mesas donde come la gente importante como reyes y presidentes y donde se escriben los cuentos son como son inspiradas en mí, ¡Tantas cosas existen gracias a mí!
El círculo dijo:
– Yo soy el más importante pues sin mí las ruedas no existirían y si tuviera la forma de ustedes no rodarían, los frascos y potes no podrían cerrarlos pues las tapas tienen mi forma y los líquidos o mezclas que se guardan en ellos se ensuciarían, no abrirían los pomos de las puertas y las cabezas se verían raras si se parecieran a ustedes además los ojos con los que se ve y piensa la gente y los animales tienen mi forma si no fuera así el mundo sería distinto.

Mucho tiempo duró la discusión y el rombo solo se reía al ver la sampablera que se había formado, hasta que el abuelo Diamante, sabio por su edad y experiencia, al escuchar la gritería se acercó a los amigos y les dijo:
– Ninguno de ustedes es más importante que el otro, si ustedes no trabajan en conjunto nada se crearía, además cada uno de ustedes está formado con ayuda del otro. Tú, cuadrado, por ejemplo, eres dos triángulos juntos. Tú, círculo, tienes en tu interior muchos cuadrados y triángulos, y sin la forma del círculo el planeta no sería capaz de sostener la vida y ninguno de nosotros estuviera aquí.

Entonces ellos escucharon al abuelo y aprendieron que en paz y trabajando juntos se vive mejor. También prometieron nunca más discutir por eso, y no hacer brollos. Así que después de eso no le prestaron atención al envidioso rombo.

Palabras clave

NOTICIAS SUGERIDAS

Cargando...

Comente