¡Presidente: nunca se arrepentirá!

5 de diciembre, 2015 - 12:52 pm
Redacción Diario Qué Pasa

Foto: Agencias

Que nos peguen es inevitable; No podemos impedirlo si ellos se encuentran allende nuestras fronteras, pero que les demos el garrote y encima los dejemos entrar a nuestra casa a golpearnos, es gravísimo, peligroso, ofensivo, vulnerador de nuestra soberanía y, encima, imponiéndonos protegerlos para que nos pongan a pelear los unos contra los otros y eso si es el colmo de la complacencia con el propio dolor.

Más no pueden ofendernos en nuestra propia tierra, donde llegan incitando la población a la violencia, mediante señalamientos falsos, urdidos con el eco de medios de comunicación, nacionales y extranjeros, implicados en la conspiración para promover el levantamiento contra la autoridad legal y legítima.

Laura Chinchilla, Miguel Ángel Rodríguez, Jorge «Tuto» Quiroga, Andrés Pastrana, Mireya Moscoso y Luis Alberto Lacalle, olvidados y poco trascendentes  expresidentes latinoamericanos, llegaron acompañados  por un grupo de donnadies, Ramón Jáuregui del PSOE, Gabriel Mata del PP y Fernando Maure (un alcalde), estos tres últimos españoles.

Con solo escuchar las declaraciones de la Chinchilla, por CNN, es innecesario oír a los demás, aunque he prestado atención también a otros de la barra alborotadora. ¿Es acaso mentira que no habían terminado de llegar y ya, en nuestro país, se dedicaron a dar declaraciones hablando de irregularidades graves en el proceso electoral?

Presidente Maduro, ¿Por qué los dejó entrar y apoltronarse en nuestro país si sabíamos que venían a provocar, para que unos venezolanos se maten con otros y con ello justificar, ante el mundo, la entrada en Venezuela de los militares estadounidenses?

¿Por qué permitir a unos extranjeros «sin calidad, cualidad  moral ni ética, ni legalidad» intervengan en los asuntos internos de Venezuela? ¿Por qué nos sentimos obligados a consentir que unos extraños a nuestro presente y ausentes en nuestras luchas por el futuro, conspiren contra la independencia política y la soberanía del pueblo venezolano?

Señor Presidente: Están dadas las condiciones para exigir, a este grupo de agitadores irresponsables y muy peligrosos, abandonen el país, a más tardar, el domingo 6 de diciembre, antes de 6 de la mañana, hora en que se inicia el proceso electoral, para con ello asegurar la paz, el sosiego y la buena voluntad en la familia venezolana; Usted cuenta con el respaldo de la mayoría de sus compatriotas, no vacile en la acción.

Gastón Guisandes López.

Editor

NOTICIAS SUGERIDAS

Cargando...

Comente