Casi una semana despues

¡Ahora si es oficial! Ente electoral salvadoreño oficializó la victoria de Nayib Bukele con 82,66% de respaldo

Bukele
10 de febrero, 2024 - 1:21 pm
Agencias

Para elegir a Bukele, el 48% de los salvadoreños se abstuvieron

Nayib Bukele, del partido oficialista Nuevas Ideas (NI), fue declarado este viernes como el ganador de las elecciones presidenciales de El Salvador, celebradas el pasado 4 de febrero, al obtener el 82,66 % de los votos, según el escrutinio final del Tribunal Supremo Electoral (TSE).

Bukele, quien asumió la presidencia en 2019, logró la reelección con una amplia ventaja sobre sus rivales, violamdo la prohibición constitucional que impedía la continuidad en el cargo. El mandatario se benefició de una reforma impulsada por su partido, que controla la mayoría de la Asamblea Legislativa y el órgano judicial.

El TSE anunció los resultados oficiales en una conferencia de prensa, en la que la magistrada Dora Martínez detalló que Nuevas Ideas obtuvo 2.700.725 votos, de un total de 3.268.466 sufragios emitidos, lo que representa el 82,66 % de la preferencia electoral.

Los partidos tradicionales de izquierda y derecha quedaron muy rezagados, con porcentajes inferiores al 10 %.

El Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN) alcanzó el 6,25 %, con 204.167 votos, y la Alianza Republicana Nacionalista (Arena) logró el 5,44 %, con 177.881 votos.

El partido de centro humanista Nuestro Tiempo, que debutó en los comicios presidenciales, consiguió el 1,99 %, con 65.076 votos, y las formaciones Fuerza Solidaria y Fraternidad Patriota Salvadoreña (FPS) obtuvieron el 0,72 % y el 0,59 %, respectivamente.

La magistrada Martínez informó que el padrón electoral para la elección presidencial de 2024 estaba conformado por 6.214.399 ciudadanos, de los cuales votaron el 52,60 %. Además, indicó que se registraron 15.064 abstenciones (0,46 %) y 1.760 votos impugnados (0,05 %).

Captura de pantalla 2024 02 10 a las 12.53.59

 

De la Asamblea Legislativa aun nada

La única esperanza para la oposición, por lo tanto, se centra ahora en ver lo que ocurre con las votaciones a la Asamblea Legislativa, de las que no existen aún resultados oficiales pese a que Bukele aseguró que su partido Nuevas Ideas había arrasado en ellas al lograr 58 de los 60 diputados.

El Tribunal Supremo Electoral ha reconocido en una conferencia que el sistema de recuento preliminar falló la noche de las elecciones, por lo que solo el 5% de las actas han podido ser escrutadas. Como consecuencia, no tienen datos sobre cómo se van a repartir los asientos en la Asamblea, un órgano clave en el Gobierno de Bukele, y se van a tener que abrir de nuevo todas las urnas para contar papeleta por papeleta.

Lea también: Bukele firmó decreto que reduce diputados en el Congreso de El Salvador

El Tribunal Supremo Electoral tenía un presupuesto de 130 millones de dólares para las elecciones. Solo hizo un par de simulacros con cómo iba a funcionar el sistema de transmisión de datos, pero no midieron la capacidad de Internet que necesitarían las 8.562 juntas de recepción de votos para emitir sus actas la noche electoral. El sistema se saturó. Además, el software también empezó a mostrar errores, que todavía no se han explicado, que provocaron que se duplicaran los votos. Se anunció la corrección a la mañana siguiente.

Bukele

Como se recordará Nayib Bukele, puso en jaque El Salvador al irrumpir, en febrero del 2020,en la Asamblea Legislativa, con policías antimotines y soldados del Ejército con fusiles M-16. Lo hizo para presionar a los diputados –opositores en su mayoría– a que aprobaran un crédito de 109 millones de dólares para luchar contra las pandillas. Bukele se sentó en la silla del ausente presidente de la Asamblea Legislativa, Mario Ponce, tomó un micrófono y dijo: «Está claro quién tiene el control aquí»

En el país, la elección legislativa es compleja de contar puesto que se puede emitir el voto entero a un partido, y de ahí manifestar la preferencia por algún candidato, o fraccionado entre varias formaciones. Es el llamado voto cruzado, que oscila el 5% en cada comicio. Este recuento oficial de cada papeleta va a estar vigilado, según el Gobierno, por la fiscalía, los observadores internacionales y los partidos políticos.

Frente al ruido de los coches, una protesta de unas decenas de mujeres reclamaron el lunes a cacerolazos que se evitara el fraude. El experto electoral Malcolm Cartagena apunta a EL PAÍS que «diversas acciones han afectado la integridad electoral de la elección» y menciona que el fallo del escrutinio preliminar es otro de los elementos del proceso electoral —como las reglas del juego, la fórmula, no entregar la deuda política ni impartir justicia electoral— que han sido manipulados.

La Asamblea Legislativa fue desde el principio la obsesión de Nayib Bukele.

El presidente sabe que no necesita hacer campaña por él mismo gracias a su inmensa popularidad, pero necesita que la gente elija a sus diputados para poder implementar las medidas. «La elección de los diputados es hasta más importante», dijo el domingo en una rueda de prensa. También es en esa institución donde los partidos opositores tenían esperanzas de poder equilibrar algo  la balanza.

De momento, solo queda seguir esperand.

Palabras clave

NOTICIAS SUGERIDAS

Comente