Francis Juzga

1.jpeg
2 de octubre, 2015 - 2:01 pm
Redacción Diario Qué Pasa

*** La temporada gaitera, que dicho sea de paso, está de lo más pobre, culminará el 27 de noviembre, lo que indica que por segundo años consecutivo, la Fundación de la Gaita acaba con la alegría navideña gaitera, que debe ser todo el mes de diciembre y un pedazo de enero. Pensé que con lo experimentado el año pasado, cuando convirtieron a diciembre en un mes patético, saturado de tristeza y melancolía, cambiarían de acción, pero por lo visto esta vez será peor. Más daño no se puede hacer a la gaita.

El anuncio de lo que será el concurso o festival para la escogencia de la gaita del año, no ofreció nada positivo y por el contrario, el haber eliminado la participación de los grupos infantiles, esos que llaman generación de relevo, es señal de que no se piensa lo que se ejecuta. Culpan a la LOPNNA de eso y nos preguntamos si la fulana ley no existía el año pasado. Todos sabemos que no le han cancelado el premio que se ganaron a los niños ganadores y se limitan a decir que eso está en trámite. Todo un año para borrar el engaño de que fueron objeto esos infantes escandaliza.

Se ofendió la memoria de Gladys Vera, a tan solo tres semanas de su partida al más allá, porque cuando ella más necesitó de la Fundación de la Gaita, para ayudarse con el monto de su pensión para la compra de sus medicamentos, que invertía en su totalidad para aliviar su enfermedad, la sacaron de la lista de pensionados por ese organismo, en pocas palabras, el dinero con el que se ayudaba para sus tratamientos le fue cortado. ¿Qué pasó? Un descaro, pues pretendieron ponerle su nombre al Festival de la Gaita 2015, a lo que se opuso su familia y en ese sentido respaldo esa negativa.

No entiendo la actitud de Abdénago Borjas «Neguito». Dio la impresión de quien es tomado a lazo o caído de la mata. Ante la negativa de la familia de Gladys, optaron por escoger su nombre y lo hicieron público y notorio. Negarlo ahora no tiene sentido. El tenía todo el derecho del mundo de aceptar la distinción, esa es su voluntad y se le respeta.

Pero olvidó que él también fue retirado de la Fundación, y que además lo ofendieron de lo lindo, pero repito, si aceptó el que le dieran su nombre al concurso, esa es decisión personal y se la respeté. Pero en cuestión de horas dieron marcha atrás. Ya toda la ciudad sabía lo de la distinción y me pregunto: ¿Cómo tomó «Nego» la decisión en su contra? Mis antenas, de buena fuente que llaman, me informaron que un prominente miembro de la fauna gaitera se paseó por la calle 70 y lo mal puso, y allí mismo surgió el cambio de nombre.

El concurso o festival en consecuencia no homenajeará a nadie, una decisión propia de quienes no saben dónde están parados. ¿Merece este laureado gaitero y ciudadano zuliano semejante trato? Ya tendré oportunidad de preguntárselo.

*** El Papa vino, habló y convenció. Dijo lo que tenía que decir del capitalismo y del socialismo. Fue ambiguo en ese aspecto. Flotó entre dos aguas, como si no quisiera incomodar a ninguno de los dos bandos, de allí que las opiniones al final de su exitosa gira, quedaron divididas, algo que el no podía evitar. Rechazó la globalización, la consideró un sistema que pretende apoderarse del modo de pensar de cada individuo, de robarle su personalidad. Defendió la libertad de expresión, de religión, y que esta se respeta a menos que sean amigos del hombre de rabo y el tridente. A mí me quedó una gran incógnita. Lo establecido en La Biblia ¿es o no  la decisión de Dios de cómo debe comportare el hombre en esta tierra que le dio en comodato y que la echó a perder? Dios creó hombre y mujer, entonces ¿Cómo es eso de aceptar matrimonios entre hombre y también entre mujeres, eso está condenado por Dios ¿o no?

La Iglesia católica salió fortalecida. Compartió con miembros de diferentes creencias religiosas, esas que tienen un modo distinto de adorar a Dios. El haber pedido perdón a las víctimas de las violaciones cometidas por sacerdotes, tuvo que ver con eso. Lo otro fue la claridad con la cual habló. Cuando se refirió a la familia, vaya que dio en el clavo, creo que todos nos vimos retratados en algunas de sus observaciones y recomendaciones que hizo. Quiera Dios que su viaje no haya sido en vano y que en América comencemos a ver las cosas como son, sin desigualdades, sin exclusiones, sin hambre, sin marginados, sin pobres. Amén.

*** Padre o madre que no reprenda a su hijo está condenado a sufrir decepciones. El excesivo amor que le profesan las madres a sus hijos las llevan a cometer errores morales increíbles. Le perdonan todo, le toleran todo y siempre lo creen la mejor persona del mundo, así esté convicto y confeso, su hijo es perfecto. Ladrón, ratero, sicario, matón a sueldo, pandillero, lo que sea, para ella es una joyita y de allí no la saca nadie. ¿Qué conducta recomendaría psiquiatras y/o psicólogos en estos casos?

*** La sister Nelly Irma, me hace una observación sobre tres palabras que suelo utilizar en algunos de mis juicios. El Pequeño Larousse 2012 (año de su centenario) las define y aclara: Coloquial: Se dice del lenguaje utilizado corrientemente en la conversación; Parroquial: Relativo a la parroquia; Parroquiano: Que pertenece a determinada parroquia. Cliente habitual de una tienda o establecimiento. Entiendo que las dos últimas palabras nada tienen que ver con la primera, o sea con el lenguaje que puede si es coloquial. Entendido el mensaje.

*** Sigo escuchando los temas de temporada que recibo, entre ellos Si Mi Voz se Apaga de la agrupación Salmo 150. Si no es víctima de la payola, debe estar entre los mejores; Soy Maracaibera, del grupo Mi Barriada; Gran Chiquinquirá se hace sentir con La Chiquinquireña y El Espanto. La verdad es que se dejan colar. Respeten mi Gaita de Somos, buena, muy buena.

A continuación quiero dirigirme con el mayor de los respetos a los compositores que van llegando: Escucho demasiadas gaitas sosas, insulsas, que no transmiten nada. Allí radica el error de los compositores, quienes se conforman con escribir cualquier cosa y la llaman gaita. Cuando la gaita emergió con fuerza a inicios de los años sesenta, todos los temas estaban vírgenes: La Ciudad, El Puente, El Sol, El Lago, El Relámpago Del Catatumbo. Todos los personajes y situaciones populares de la ciudad, eran conocidos en plenitud, porque Maracaibo era tan pequeño que todo y todos eran conocidos por el pueblo, de manera que los compositores tenían de donde escoger para escribir. Por eso es que todas esas composiciones quedaron para la historia, porque la población las vivió a plenitud. Por ese detalle es que las gaitas de aquella época siguen dominando el ambiente.

Pero ahora a los nuevos se les acabaron los personajes, los temas se les agotaron, al extremo de que comenzó la repetición de estilos y mensajes. Eso hizo que muchas gaitas no fueran consideradas mejores que las que le antecedieron, no todas gustaron, esa es la gran verdad, por eso es que las gaitas de aquellos años siguen teniendo vigencia, porque fueron las que escuchó y aprendió la entonces nueva generación de marabinos y se las inyectó a sus descendientes, quienes se las aprendieron y las cantaron hasta hacerse adultos y se encontraron con que lo que venía saliendo no tenían la suficiente fuerza como para desplazar a las que les habían enseñado cuando niños y jóvenes.

Además debo agregar que el que se le comenzara a añadir periquitos a la gaita terminó por confundir a los que conocían a la gaita tradicional. Quienes apelaron a esta acción lo hicieron en un intento por imponer lo que se proponían, pero por el contrario, pasa el tiempo y la calidad gaitera luce estancada. De 100 gaitas, 10 a lo sumo reciben el visto bueno de los seguidores del primer canto pascuero de los zulianos. La repetición ha saturado el ambiente y en virtud de ello, las llamadas gaitas del año son olvidadas a tres días de ser proclamada, es más, temas que no ganaron ese galardón suenan más que muchas de las premiadas.

Seguimos. Si se pretendió evitar que se escuchara la gaita todo el año, no entiendo cómo se pretende cantar villancicos desde septiembre. No lo entiendo por una razón muy sencilla, el villancico definitivamente es un cántico netamente navideño, ya que todas sus temáticas convergen sobre el nacimiento de Jesucristo, no así la gaita, que se le afinca a lo que sea, cuando sea y donde sea, de allí que pueda ser cantada todo el año. Escucho promocional villancicos en estos días y me pregunto si no estarán matando al mismo desde temprano.

*** Sigo haciendo alarde de la misericordia de Dios para con mi persona. En esta oportunidad, gracias a Oscar Soto, ella se refleja en un amigo que me surgió de la nada, así tan de pronto fue el abrazo y el apretón de manos. Se llama Leonardo (Leo) Bozo y no me puedo explicar aún el porqué de esta explosión de amistad. Sin más allá ni más acá, Leo fue un libro abierto. Ignoro que le motivó para llegar tan lejos.

Conversamos, entendí su mensaje y él entendió mi opinión al respecto. Fue increíble, porque siendo mucho más joven, el intercambio de consejos hizo que la empatía se profundizara, quizá por la similitud de nuestros problemas. Me presentó a su familia, a su mama doña Tahís, su tío José (Tembleque) a su amigo Ely Fuenmayor (Pepsicola) y en especial a su hijo Leykel, a quien me atreví a aconsejar y le hable de mis hijos. Leo aparece en la grafica con su hija Keylet. Ambos representan las razones de prestar más y mejor atención a la vida, de forma distinta a como lo hacía. Tener un nuevo amigo me regocija y si es de la calidad humana de este Leo Bozo, bienvenido sea.

*** Nos vamos de reflexión: Abrir la puerta: En una tierra en guerra, había un rey que causaba espanto: A sus prisioneros, no los mataba, os llevaba a una sala donde había un grupo de arqueros de un lado y una inmensa puerta de hierro del otro, sobre la cual se veían grabadas figuras de calaveras cubiertas de sangre. En esta sala, les hacía formar un círculo y les decía: Ustedes pueden elegir entre morir a flechazos por mis arqueros o pasar por aquella puerta … Detrás de esa puerta yo los estaré esperando Todos elegían ser muertos por los arqueros. Al terminar la guerra, un soldado que por mucho tiempo había servido al  rey, abrió temerosamente la puerta y, a medida que lo hacía,  rayos de sol entraron y la luz invadió el ambiente… Y, finalmente, sorprendido, descubrió que… …la puerta se abría sobre un camino que conducía a la libertad!!!

Leo Bozo con su dilecta hija Keylet, invitados especiales de hoy a mi columna

Foto: Cortesía

¡Quedó escrito. Epa, ya está. Nos vamos!

NOTICIAS SUGERIDAS

Cargando...

Comente