El 40% de los niños zulianos son obesos

1860_2
29 de enero, 2016 - 3:19 pm
Redacción Diario Qué Pasa

Foto: Agencias

A las madres zulianas les encanta un bebé «gordito» y creen que un niño «rellenito» es sinónimo de buena salud, pero están erradas

Maracaibo — Luego que la Organización Mundial de la Salud (OMS), publicara un estudio que arrojó que 41 millones de niños menores de 5 años son obesos, el equipo reporteril de QUÉ PASA se trasladó hasta una reconocida clínica de San Francisco, para constatar de primera mano la alarmante cifra y llevarla al plano regional, por ser el Zulia  nacionalmente conocido por su estridencia de colesterol en la gastronomía.

El doctor Gerardo Fernández, pediatra y especialista en Nutrición y Metabolismo, definió a «la obesidad infantil como el aumento del tejido adiposo en el niño, que ocasiona que el peso esté por encima del percentil 90». Y que existen tres curvas para medir dicho peso. «El indicador peso-edad está el percentil 10, el percentil 50 que es para el niño promedio y el percentil 90 es el máximo, cada vez que un niño tiene un peso por encima de este percentil, tiene sobrepeso y por encima del 95 tendría obesidad infantil».

Región zuliana

Fernández afirmó que «el 40% de los niños zulianos son obesos, ya que en el estado hay una sobrecarga de publicidad de calorías vacías» y que los niños son «premiados» llevándolos a un famoso restaurante de comida rápida cuando, por el contrario, deberían ser premiados con actividades físicas. «Compartan en familia en un parque a modo de recreación». Al tiempo que dio una explicación científica, «todo esto se produce debido a una hormona que produce el tejido adiposo llamada adiponectina que ayuda a que el niño y también los adultos tengan un metabolismo adecuado al nivel de los carbohidratos, entonces a medida que aumenta el tejido adiposo, se produce en el mismo una serie de factores que van a inestabilizar la función de la hormona, produciendo el factor de necrosis tumoral e interleuquinas que producen alteraciones en el metabolismo de los hidratos de carbono, es decir, el niño va a tener hiperglicemia, dislipidemia y triglicéridos altos».

Programa Cinco al Día

El galeno resaltó lo importante que es la alimentación e invitó a los padres a implementar el programa internacional Cinco al Día, en el cual los niños deben comer por lo menos tres frutas diarias y dos hortalizas, las frutas deben ser de diferentes colores, las rojas como las manzanas que contienen licopeno, y betacaroteno las amarillas o anaranjadas. Además del Trompo de la Alimentación, pirámide de alimentación autóctona del Instituto Nacional de Nutrición (INN), dividido en colores.

Medición del peso

«El peso promedio se mide con unas tablas llamadas peso para la edad, otra talla-peso y la otra talla para la edad, que unidas dan un diagnóstico antropométrico. No hay un peso aislado ya que el niño está en constante crecimiento», aclaró el especialista en Nutrición y Metabolismo.

Recomendaciones de los expertos

– El niño debe comer bajo la supervisión de los padres, quienes deben de crear el buen hábito alimenticio, y todos en el núcleo familiar deben comer de manera balanceada las tres comidas básicas (desayuno, almuerzo y cena) más las dos meriendas principales.

– Hacer actividades físicas, tomar suficiente agua y evitar el sedentarismo, solo una o dos horas máximo entre TV y video juegos.

– Llevar al niño a las consultas nutricionales.

– Ingerir proteínas, frutas, cereales, usar harina y arroz integral y evitar las frituras y los carbohidratos que son los causantes de la gordura y los azúcares porque la azúcar al metabolizarse se convierte en carbohidratos.

– No darles refrescos, lo ideal es darles jugos naturales con el dulce de la propia fruta.

Causas

Las causas de la obesidad infantil son en parte biológicas, por el factor hereditario proveniente de los padres, pero el aspecto alimenticio es lo que más influye. La licenciada en Nutrición y Dietética, Adriana Socorro, expresó «una de las causar se debe a que las madres no dan lactancia materna en el período menor a los tres meses del bebé, y comienzan una ablactación, que es el inicio en la ingesta de alimentos como sopas y jugos en los niños y al utilizar fórmulas que no son las indicadas».

Además dijo: Hay sobrealimentación, los niños van a los colegios con jugos pasteurizados y frituras en las loncheras y eso no debe ser, los padres deben propiciar el buen hábito alimenticio y enseñar a sus hijos a alimentarse con la comida de la casa, no de la calle.

Peso ideal promedio

– 5 años: De 16 a 18 kilos aproximadamente

– 10 años: Entre 30 y 33 kilos

– 15 años: Más de 50 kilos, sin pasar los 60

Por su parte la pediatra Ildemar Ovalles, quien labora en la Policlínica San Francisco, sostuvo que el aumento de peso exagerado que no va acorde con la edad del infante, se debe porque generalmente «a las madres zulianas les encanta un bebé gordito y creen que un niño rellenito es sinónimo de buena salud, pero están erradas. Les dan cereales antes de tiempo en el período de lactancia, pasando por alto las indicaciones del pediatra y lo que hacen con eso es engordar al niño».

Ovalles pidió a los padres tomar conciencia a la hora de comer para así erradicar el problema de salud que predomina principalmente en Latinoamérica, «el latino cree que entre más come es mejor y eso no debe ser, gordura no significa salud».

Comente