Por insulto racista

¡Trifulca en el campo! Neymar y otros cuatro expulsados en el partido PSG-Marsella (+videos)

13 de septiembre, 2020 - 9:02 pm
Agencias

En el Parque de los Príncipes se vivió una auténtica batalla campal entre dos equipos que dejaron una imagen bochornosa para el mundo del fútbol

El partido de la vergüenza. El Olympique de Marsella le ganó al PSG el Clásico del fútbol francés, pero el resultado fue lo de menos.

En el Parque de los Príncipes se vivió una auténtica batalla campal entre dos equipos que dejaron una imagen bochornosa para el mundo del fútbol.

Lea también: El Everton de James sorprendió al Tottenham de Mourinho

Hasta 12 tarjetas amarillas y cinco expulsiones: tres por parte del PSG y dos por el OM. Todas en los últimos instantes del añadido. El partido fue tenso, pero se descontroló por completo en el desenlace.

Los primeros expulsados fueron Kurzawa y Amavi.Dos rojas directas a dos jugadores que se liaron literalmente a puñetazos en el centro del campo. Unos segundos después se fueron a la calle Paredes y Benedetto. El centrocampista parisino fue el desencadenante de la tángana con una entrada muy dura sobre su compatriota. Ambos vieron la doble amarilla.

Neymar fue el siguiente en irse a los vestuarios antes de tiempo. El extremo brasileño mantuvo un constante duelo verbal con el central español, Álvaro González, y en los instantes finales desató toda su furia golpeándole en la parte de atrás de la cabeza. “Es un racista, por eso le pegué”, dijo mientras se retiraba del campo.

Por si no fuese suficiente, el Clásico francés también con otra escena vergonzosa: Di María escupió a Álvaro, en plena pandemia del coronavirus. El VAR determinó que el escupitajo no impactó en el defensa asturiano, que se quejó ostensiblemente.

 

Neymar reveló cuál fue el insulto racista que recibió en el clásico y estalló: “Lamento no haberle pegado en la cara”

 

Luego del final del clásico caliente entre PSG y Olympique de Marsella, Neymar se volcó a Twitter para manifestar su enojo por lo sucedido en el campo de juego y apuntó directamente contra el VAR, sistema en el que el árbitro se apoyó para expulsarlo luego de una agresión que había pasado por alto.

El brasileño de 28 años tuvo un duelo personal con el defensor español Álvaro Gonzalez quien lo habría insultado en el primer tiempo. Fue allí cuando el delantero enfureció contra los árbitros y pidió que echen del campo a su rival por haber pronunciado un insulto racista que los micrófonos no pudieron tomar.

“Que el VAR capte mi ‘agresión’ es fácil, ahora quiero ver la imagen del racista llamándome mono hijo de puta… eso quiero ver”, escribió en su cuenta oficial el ex Barcelona que le dio un golpe en la cabeza a su rival sobre el final del partido, motivo por el cual vio la tarjeta roja.

Sobre su agresión, Neymar comentó también en las redes: “Mi único arrepentimiento es no haberle dado en la cara”. Incluso, antes de abandonar el campo de juego, admitió ante las cámaras de la transmisión haberle pegado a su rival “por racista”.

NOTICIAS SUGERIDAS

Cargando...

Comente