Con un nuevo sistema

Google permitirá decir adiós a las contraseñas

Google
5 de mayo, 2023 - 12:19 pm
Agencias

Hace un tiempo que tanto Google como otras empresas le declararon la guerra a las contraseñas

 

Los días en los que tenías que pensar en nuevas contraseñas que no fueran «password123» podrían estar llegando a su fin, al menos en tus cuentas de Google.

La empresa ya comenzó a ofrecer soporte para passkeys, un método alternativo de inicio de sesión para aplicaciones y sitiosweb que, según la compañía, pretende ser una alternativa «más fácil de usar y más segura» que la contraseña.

Google explica que con las passkeys los usuarios pueden acceder a sus cuentas de la misma forma que desbloquean su teléfono: con una huella dactilar, un escáner facial o un PIN de bloqueo de pantalla.

Lea También: Google Traductor: 3 trucos para sacarle el máximo provecho

Hace un tiempo que tanto Google como otras empresas le declararon la guerra a las contraseñas. Ya han expresado cierto desdén hacia ellas, afirmando que son sistemas ya obsoletos que guardan demasiada cantidad de información para lo frágiles que son.

Google promete que, usando estas llaves de acceso, los usuarios no solo tendrán la posibilidad de deshacerse de sus contraseñas sino que ya no necesitarán los códigos de verificación de dos pasos.

A través de este enlace, pueden establecer estas llaves y decir adiós por fin a las contraseñas, para iniciar sesión en sus cuentas de Google usando por ejemplo la huella dactilar o el reconocimiento facial.

Las llaves de acceso

Recordemos que estas llaves forman parte de una serie de iniciativas impulsadas por Google, Apple y Microsoft para dar carpetazo a las contraseñas. Estas llaves sustituyen las contraseñas tradicionales, así como otros sistemas de inicio de sesión como la verificación de dos pasos, por SMS o con un pin local.

¿Qué pasa si el usuario inicia sesión usando un dispositivo ya autenticado? Que la próxima vez que inicie sesión en su cuenta de Google, en vez de una contraseña tendrá que usar su huella digital, su sistema de reconocimiento facial o su sistema de bloqueo de pantalla para verificar que, efectivamente, es él quién está iniciando sesión.

Hay que aclarar que estos datos biométricos no se comparten con Google ni con terceros, lo que de base implica que las llaves de acceso son más seguras que las contraseñas.

amazon

Y es que esta información, al sustituir a las contraseñas, no se puede robar en un ataque phishing, dándole una capa extra de seguridad al usuario de la cuenta.

Una vez activada esta opción, la próxima vez que el usuario intente iniciar sesión, Google solicitará la llave de acceso. También la requerirá en caso de detectar actividad potencialmente sospechosa que necesite verificación adicional.

Además, estas claves se almacenan en hardware compatible, y requiere mínimo de Android 9 o iPhones con iOS 16. De hecho, se pueden compartir estas llaves con otros dispositivos a través de servicios de gestión de contraseñas o servicios en la nube como iCloud.

Una de las opciones más interesantes de este cambio es la que permite al usuario usar el dispositivo de otra persona para acceder temporalmente a su cuenta.

Si, por ejemplo, el teléfono con la cuenta no está disponible, hay una opción para usar una llave de otro dispositivo, creando un inicio de sesión único con una llave de acceso que no se almacena ni se transfiere al nuevo hardware. Eso sí, Google pide no crear llaves en dispositivos compartidos.

Lógicamente, los usuarios pueden revocar por completo estas llaves de inmediato si sospechan que la configuración de la cuenta de Google está comprometida. O si, por el contrario, se pierde el único dispositivo en el que se ha almacenado la clave de acceso.

Es decir, que no se dependerá enteramente de estos dispositivos para iniciar sesión.

Pasará un tiempo hasta que la compatibilidad con las llaves de acceso sea total, por lo que las cuentas de Google seguirán admitiendo las contraseñas y los otros sistemas de inicio de sesión, dándoles un respiro a los usuarios que no tienen dispositivos con autenticación biométrica.

Tal y como expone Google en su blog, a medida que estas llaves vayan teniendo más acogida, se irán examinando otros sistemas de inicio de sesión, abriendo la puerta a eliminar el soporte de contraseñas tradicionales.

NOTICIAS SUGERIDAS

Comente