Homicida y madre de niño asesinado se toparon en Tribunales

1554 abrir (1)
19 de marzo, 2015 - 3:11 pm
Redacción Diario Qué Pasa

1554 abrir%20%281%29

Fotos: Edwin Urdaneta

Pese al encuentro inesperado y tras salir de la primera comparecencia, Beatriz se mostró apaciguada, aún con el dolor insoslayable ante la pérdida del verdadero amor de su vida.

Sur del Lago — La tensión reinó ayer en los Tribunales de Santa Bárbara de Zulia, toda vez que Beatriz Calvo, madre del niño asesinado en cautiverio, le volvió a ver el rostro a quien fue su amante y a su vez, la vil criminal que sin piedad le quitó la vida a su único hijo varón.

Su ceño se frunció y las lágrimas invadieron su rostro. Era ira salvaje la que emanaban de sus claros ojos. Dayana Danira, por su parte, sabiendo el pecado cometido, ni se atrevió a levantar la mirada. Un púlpito repleto posó sus ojos sobre la «Monstrua del Sur del Lago».

Pese al encuentro inesperado y tras salir de la primera comparecencia, Beatriz se mostró apaciguada, aún con el dolor insoslayable ante la pérdida del verdadero amor de su vida.

El día que debió reconocer la ropa de «Luchito», un grito ensordecedor estremeció las tumbas del cementerio José Gregorio Hernández. «Maldita perra, por qué lo mataste a él, me hubieses matado a mí», exclamaba al tiempo que se revolcaba gimiendo de la impotencia y la desesperación.

1554 abrir%20%282%29

Una tortura

Ayer por la tarde la comisión conformada por dos antropólogos y un dentista forense, provenientes del CICPC-Caracas, se encargaron de analizar los restos de Luis Fernando Lambertinez Clavo (10).

La presunción para los forenses es que el mismo haya sido asfixiado y será hoy cuando emitan el resultado de la necropsia, con análisis específicos. Una cinta de embalar, denominada tirro, se evidencia sobre el cráneo. Cualquier data precisa de muerte aún es especulativa.

El caso que le ha dado la vuelta a Latinoamérica sigue en suspenso, debido a que aún la fuerza judicial debe esperar los protocolos legales, para que sea dictada la sentencia de una criminal que confundió el amor con la macabra muerte perpetrada contra un inocente.

En Colombia, directivas de la Institución Educativa Francisco Jóse de Caldas, anunciaron que realizarían actividades en protesta por la terrible muerte de «Luchito», las cuales estaban previstas para ayer.

NOTICIAS SUGERIDAS

Cargando...

Comente