Fallece bebé de dos años ahogado en una bañera

18 de noviembre, 2013 - 4:05 pm
Redacción Diario Qué Pasa

Maracaibo — El pequeño Orlando Andrés Manotas, de 2 años de edad, falleció a las 7:30 de la noche del sábado tras ahogarse, al parecer en una bañera con desinfectante y cloro, en la residencia de su papá ubicada en el sector San Isidro, en la vía que conduce a La Concepción.

Mairy Manotas, madre del pequeño, narró con voz quebrantada y entre lágrimas que a las 8:00 de la mañana del sábado como es costumbre le entregó el pequeño Orlando a su padre identificado como Orlando José Marín, de 26 años, quien pasaría un fin de semana con el menor.

«Cerca de las 6:35 de la tarde recibí un mensaje de texto donde su padre me decía que había comido y se encontraba en perfecto estado, posteriormente a las 7:30 me escribió que lo llamara que el bebé estaba muerto», detalló la progenitora del menor.
El pequeño Orlando fue trasladado hasta el ambulatorio de La Victoria y luego remitido hasta el Hospital Universitario de Maracaibo (HUM) donde ingresó sin signos vitales.

«Su cuerpo estaba moradito y, además, tenía sangre en la nariz», detalló Manotas. El cuerpo del menor fue trasladado hasta la morgue forense de LUZ para realizarle la necropsia de ley. 

Otra versión de los hechos

Mairy relató que al llegar hasta el centro asistencial, familiares de Marín le indicaron que «el bebé se encontraba en una bañera, su padre fue a prender una bomba y pasó más de 15 minutos en el agua; cuando regresaron ya estaba muerto», dijo.
Además, otro grupo de allegados le explicó que el bebé había vomitado y defecado un par de veces por lo que decidieron llevarlo hasta un centro asistencial, y posteriormente confirmaron su deceso.

«No existe explicación alguna, nadie supo decirme cómo pasó el lamentable hecho. Tampoco sé si se lo llevaron a una «piscinada» que ellos tenían y fue allí que se ahogó. Solo cuando llegamos se colocaron violentos y comenzaron a golpear a mis familiares», denunció la dama.

Constantemente era maltratado

Anteriormente, Mairy había tenido varios problemas con el padre del menor porque en varias ocasiones, por descuido de éste, el pequeño Orlando sufría accidentes durante los fines de semanas.

«Hace 20 días el pequeño sufrió una quemadura en uno de sus pies con carbones porque su papá se lo llevó y no estuvo pendiente. Siempre le reclamé porque el bebé regresaba con golpes, moretones y rasguños, pero nunca supo darme una respuestas», reveló la mujer entre lágrimas.

Exigen captura del progenitor

Familiares del pequeño Orlando exigieron pronta captura de Orlando Marín, aseguraron que el siniestro pudo evitarse si el progenitor hubiese estado atento al cuidado del menor.

Manotas agregó que hasta la fecha Marín ha evitado cualquier tipo de contacto con su familia, y ha intentando comunicarse vía telefónica con él o alguno de sus parientes, pero ninguno le contesta.

Se conoció que emitieron una orden de captura, esto debido a que luego de que Marín llevó al pequeño hasta el centro asistencial, sus familiares se lo llevaron en un vehículo con rumbo desconocido.

El pequeño Orlando residía en compañía de su madre en el barrio Guaicapuro, avenida 103, cerca de la Manzana de Oro. Tenía una hermanita de cuatro años.

NOTICIAS SUGERIDAS

Cargando...

Comente