Tres elecciones en once meses han puesto al límite la paciencia de los israelíes

El primer ministro de Israel Beniamin Netanyahu se impuso en las elecciones

Israel
3 de marzo, 2020 - 1:05 pm
agencias

Tres elecciones en once meses han puesto al límite la paciencia de los israelíes . La economía va muy bien, pero el coronavirus y la falta de un presupuesto para este año son amenazas que Israel no puede permitirse afrontar sin un gobierno estable

Israel – El primer ministro de Israel, Beniamin Netanyahu, se impuso este lunes por un estrecho margen al líder de la oposición, Benny Gantz, en una de las elecciones más trascendentales de los últimos años.

No sólo porque eran las terceras en once meses sino también porque la amenaza del coronavirus y la sombra que extiende sobre la economía mundial exigen un gobierno estable. Así lo entendieron los israelíes, que se volcaron en las urnas con una participación del 71%, sin precedentes desde 1999.

Con una horquilla de entre 36 y 37 escaños, el Likud venció en los comicios por delante de la coalición Azul y Blanco de Gantz, que logró 32, según los sondeos a pie de urna.

Estos resultados permiten a Bibi iniciar las negociaciones para formar una mayoría que le permita seguir al frente del gobierno lleva once años en el poder al menos unos meses más. Si recibe de nuevo el apoyo de los partidos religiosos, lograría sumar 60 escaños, a uno de la mayoría absoluta en la Knesset. Esto puede situar a su rival, Gantz, bajo una enorme presión para que apoye al actual primer ministro.

Lea también: Israel anunció que podrían tener la vacuna contra el coronavirus en pocas semanas (+Video)

El líder de Azul y Blanco teme, sin embargo, que Netanyahu lo aproveche para lograr que el Parlamento pase una ley de Inmunidad que lo proteja de jueces y fiscales y así desmontar el proceso judicial en su contra que arranca el próximo día 17.

La campaña de Gantz en Israel

Tres elecciones en once meses han puesto al límite la paciencia de los israelíes. La economía va muy bien, pero el coronavirus y la falta de un presupuesto para este año son amenazas que Israel no puede permitirse afrontar sin un gobierno estable.

Netanyahu es el primer jefe de gobierno en activo que se sienta en el banquillo de los acusados para hacer frente a tres casos de corrupción. Es sospechoso de haber hecho favores valorados en cientos de millones de euros a magnates de la comunicación a cambio de un trato favorable.

Las encuestas de las últimas cinco semanas anticipaban un triunfo ajustado de Azul y Blanco, pero Netanyahu contraatacó en la recta final, como es habitual en él, combinando el miedo de la población judía a un papel determinante de la minoría árabe en los asuntos políticos, y con promesas de todo tipo a grupos muy concretos del electorado, como los taxistas, los consumidores de marihuana y los etíopes. También prometió anexionarse en pocas semanas las colonias en Cisjordania de acuerdo con el plan de paz que el presidente norteamericano Donald Trump presentó en la Casa Blanca a finales de enero.

Netanyahu es muy probable que renueve a Gantz la oferta

En tercera posición ha quedado la Lista Conjunta de los árabes, que lograría entre 14 y 15 escaños. Sin embargo, sus votos no servirán para normalizar su papel en la sociedad israelí. El buen resultado de la Lista Conjunta explica las dificultades de Netanyahu y Gantz para formar una coalición. Cuantos más escaños ganan los árabes que suponen el 20% de la población– menos ganan los judíos.

Netanyahu es muy probable que renueve a Gantz la oferta que ya le hizo en septiembre: formar una gran coalición y repartirse la jefatura del gobierno, él los dos primeros años de la legislatura y Gantz los dos siguientes. Gantz, en todo caso, no quiere servir a las órdenes de un primer ministro acusado de corrupción.

Foto: Agencia 

 

Palabras clave
, ,

NOTICIAS SUGERIDAS

Cargando...

Comente