Disuelta selección nacional de softbol

A(silueta) Agencias 01
27 de julio, 2015 - 3:54 pm
Redacción Diario Qué Pasa

A%28silueta%29 Agencias 01

Ramón Jones sería uno de los jugadores que abandonaría la selección nacional de softbol

Foto: Agencias

La selección nacional de softbol masculino que ganó la medalla de plata en los Juegos Panamericanos que bajaron su telón el pasado sábado en Canadá, fue disuelta por decisión de la directiva Federación Venezolana de ese deporte, ante el asombro general, en virtud de las galardones que venía brindando ese deporte al país.

Jacinto David Amaíz, vicepresidente de la entidad, fue contactado vía telefónica ayer desde la redacción, pues los rumores habían comenzado a circular en los medios ligados a este deporte. «Cierto —respondió—, la Federación ha tomado la decisión de disolver la selección por razones graves, entre las que destacan que hay atletas que ya tienen 10 años o más en la misma y es justo que se haga un relevo de figuras dentro de la misma».

Varios jugadores involucrados

Acotó que hay jugadores que han sido responsables con el compromiso adquirido y que no merecen esta situación que se hace extremadamente necesaria que los beneficios económicos que perciben son realmente excelentes, pero consideró de igual forma que la renovación es justa.

Lo dicho por Amaíz no convenció y por eso  diera más argumentos que validaran una decisión de ese calibre. «Lamentablemente —explicó—. Las estrellas se dislocaron y comenzaron a exigir y a imponer condiciones, y lo más grave,  dejaron al equipo para asistir a una competencia extra en la ciudad de Vancouver, en las que se ganaron unos dólares extras, dinero que ha sido el causante de la auto comercialización de los atletas».

Junto a esas entradas extras de dólares, por participar en eventos extra selección en suelo norteamericano, vino la desobediencia y la imposición de condiciones contra el manager. Cito por ejemplo que en el partido inaugural, el lanzador estrella del equipo —sabemos quien es, pero se negó a mencionar su nombre— se negó a lanzar contra Argentina, desestimando a los sureños que al final terminaron ganando y eso obligo al equipo a ir bajo presión extra.

Dijo que el presunto cansancio esgrimido devino de esos partidos extras. «Esto es increíble, el dinero acabó con un supuesto nacionalismo que se esfumó por  momentos. No puedo negar que se fajaron duro para ganar, pero creo que las cosas hubieran sido diferentes si se hubiera mantenido la unidad. Lo cierto es que esos jugadores no regresaron al país sino que se quedaron tras firmar contratos para algunas presentaciones en Canadá y otras ciudades de los Estados Unidos».

Mucha decepción

Cuando preguntamos por los jugadores zulianos de la selección no pudo ocultar su decepción. «Fueron lo peor de lo peor. Su conducta no tiene justificación. Ciertamente son las estrellas del equipo, pero eso no da derecho a poner a la selección en segundo  plano, solo por ganarse unos dólares».

En pocas palabras, y a juzgar por la forma como se expresó, los cuatro zulianos del equipo fueron el causal de desastre dentro de la organización. Hablo de que igual situación se dio en el cuadro femenino, que de la noche a la mañana y aquí sí dio nombres; María Soto y Yunelkis Suárez, se desmoronó por estas apetencias económicas. En pocas palabras exigir dinero por estar en la selección, se apoderó de las estrellas del equipo. «Sé que llevara unos años construir otras selecciones con calidad competitiva, pero eso es preferible, a ver el mal proceder de quienes creen que sin ellos el softbol  desaparecerá».

Amaíz dijo que presentó la renuncia a su cargo de delegado jefe para las actuaciones internacionales, a menos que se de ese cambio. «Puse el cargo a la orden y solo estoy en espera de la decisión que definirá o no si se queda ocupando su cargo».

Aseguro que la decisión de disolver la selección fue unánime y que no hay vuelta atrás.

NOTICIAS SUGERIDAS

Cargando...

Comente