¡Venezuela! Te Seguimos Hostigando

gaston-guisandes
8 de agosto, 2017 - 5:04 pm
Gastón Guisandes López / Editor

¿Qué sucedió ayer, domingo 6 de agosto de 2017? Un arriesgado y muy sorpresivo asalto al cuartel Paramacuay, sede de la 41 Brigada Blindada, la más grande y apertrechada del país, basada en la ciudad de Naguanagua, estado Carabobo, con el propósito de apoderarse de un importante lote de armas ― entre las cuales podrían contarse, fusiles de guerra, ametralladoras, granadas, municiones, etc.―, propósito que, según el decir de calificadas y muy autorizadas voces superiores, fue logrado por los implicados en tan arriesgado asalto cuartelesco.

Varios participantes cayeron presos, pero otros, entre ellos el jefe de la operación, lograron escapar con el botín que aprovisiona a los insurrectos y los provee de las armas buscadas, acción esta que luce como «la repetición de una crónica anunciada».

De nuevo la vida, en su insondable acontecer, nos da la oportunidad para que en beneficio del bien común, de todos los venezolanos,  depongamos prejuicios y vanidades y antepongamos principios y convicciones a privilegios y beneficios. ¡O acabamos con la malignidad del resentimiento y el odio o estos perversos y destructivos sentimientos acaban con nosotros!

¡Compatriotas! ¿Es que no percibimos la suma de asechanzas que cercan nuestro presente, haciéndonos vivir en medio de la mayor angustia, ansiedad, tormenta interior, desazón y miedo, el presente que nos acoquina y el futuro que avizoramos, acortándonos la vida, porque esta se nos anuncia como el acabose que no podremos impedir de no actuar a tiempo? ¡O hay diálogo o hay muertos!

¿Es que no hay quien diga, ¡Basta, se Acabó! y con la fuerza de la razón y el poder que se consagra en el bien común, asuma el mando e imponga, con inteligencia, desprendimiento personal, sindéresis y amor por Venezuela, el cumplimiento de las medidas que tienen que asumirse, acatando todos  “…el bien inestimable de la unión”, antes que nos matemos los unos con los otros?

 

Palabras clave

Comente