MotoGP, Austria: Dovizioso dicta cátedra

Captura
14 de agosto, 2017 - 9:00 am
Salvador Fazio

Andrea Dovizioso ganó la carrera de MotoGP del Gran Premio de Austria, tras mantener una espectacular batalla con Marc Márquez casi hasta la misma línea de meta

Foto: Agencias

En el circuito de Spielberg, propiedad de la Red Bull, Andrea Dovizioso y su Ducati alcanzaron la tercera victoria de la temporada, pero no una victoria cualquiera sino una con un espectacular despliegue de carácter, velocidad, sangre fría y orgullo deportivo; de verdad que esta carrera nos mantuvo a muchos con las pulsaciones por los cielos y no fue para menos, desde la pole position arranca Marc Márquez seguido en la parrilla por Andrea Dovizioso, Jorge Lorenzo y Maverick Viñales, Valentino Rossi arrancó séptimo, de ahí en adelante Jorge Lorenzo emprende su fuga a la cabeza de la carrera seguido por Márquez, Dovizioso, Rossi, Viñales y Pedrosa, demostrando el mallorquín un progreso notable en cuanto al manejo de su Ducati.

Desgaste de neumáticos

Sin embargo el ritmo no le dura mucho a Jorge, que es alcanzado por Márquez y Dovizioso y entre los tres toma lugar una batalla de antología, hasta que Lorenzo se va de largo en una curva y es superado por sus dos rivales; mismo error para Valentino Rossi que cae al séptimo lugar. Ya para este momento Lorenzo está netamente en dificultad y es superado por Pedrosa, mientras Marquez lidera pero con Dovizioso muy cerca de sus tubos de escape.

Ventaja técnica

Y pasa lo que tenía que pasar, Márquez se va de largo en la curva tres y Dovizioso toma el primer lugar. Desde aquí hasta la vuelta 28 y final de la carrera el duelo entre Márquez y Dovizioso no tendrá tregua, en la vuelta 19 Márquez pasa a Dovizioso en la curva siete. Hay que acotar que las Ducati sólo se adaptan a las largas rectas y curvas rápidas, donde su velocidad máxima es superior a la de las demás motos, en los circuitos tortuosos y con curvas lentas se encuentran en neta desventaja respecto a Honda y Yamaha y Spielberg es el circuito más rápido de toda la temporada, con rectas suficientemente largas y curvas veloces.

Caídas y duelos

Mientras tanto Miller rueda por el suelo, Zarco mantiene a las Yamaha de Maverick Viñales y Valentino Rossi detrás de él, Lorenzo está en cuarto lugar y Andrea Dovizioso aguanta las Honda de Márquez y Pedrosa; hasta la vuelta 24 Andrea va adelante pero Márquez trata de pasarlo y se va de largo en la curva uno, sin embargo queda detrás de Dovizioso que no logra aumentar la distancia que lo separa de Marc; llegamos a la vuelta 26, Dovizioso sigue adelante con Márquez pegado en sus escapes, si en la vuelta 21 hubo cinco cambios de posición entre estos dos, que nos podríamos esperar para la última vuelta?

Rendición de cuentas

Pasa la vuelta 27 y aún Márquez está detrás de Dovizioso tratando de pasarlo por todos lados, pero el italiano mantiene su trayectoria y al español a raya. Así empieza la fatídica vuelta 28, a dos curvas de la meta Marc pasa a Dovizioso por dentro con una maniobra suicida, las motos casi se tocan, Marc se va un poco largo y se monta sobre los bordillos de la pista, Andrea endereza un poco la trayectoria porque sabe que el español se va a ir de largo y no quiere que golpee su rueda delantera mandándolo al suelo, hace una trayectoria ligeramente en forma de codo y se le mete por dentro a Marc que tiene problemas de tracción saliendo de la última curva ya que viene casi sin equilibrio, acelera, pasa a Márquez, le hace un gesto de reprobación con la mano y cruza la meta en primer lugar.

Probabilidades

Es así como Andrea Dovizioso se pone a 16 puntos de Marc Márquez, 158 contra 174, ocupando el segundo lugar del mundial cuando aún faltan seis carreras para el final del mismo. Nunca antes en su carrera Andrea había estado tan cerca y con tantas posibilidades de ganar un campeonato, sería el segundo de la Ducati después del de Casey Stoner en el lejano 2007 y el primero de Dovizioso. Su madurez, compostura y astucia demuestran que está preparado para ser campeón, lo ayudará su Ducati?

Sabías que…?

El primer y único campeonato ganado por Ducati en la MotoGP, tanto de pilotos como de constructores fue en el año 2007 por Casey Stoner, joven australiano que sólo había corrido una temporada (2006) en la máxima categoría a bordo de una Honda y que se había ganado el apodo de Rolling Stoner, porque se la pasaba más en el suelo que sobre la moto. El año siguiente Loris Capirossi lo recomendó a Ducati como su compañero de equipo ya que le veía potencial y la Marca Italiana lo contrató.

Fuera de serie

El resultado fue que en el 2007 Stoner obtuvo seis pole position y 10 victorias, ganando el campeonato con 125 puntos de ventaja por delante de Dani Pedrosa y convirtiéndose a lo largo de los años en el piloto con mayor número de victorias en la época de las 800 cm³. Ganó un campeonato más, en el año 2011 a bordo de una Honda oficial, para retirarse en el 2012 y no volver a correr, trabajando como piloto de pruebas para Honda y Ducati. Después de la muerte de Marco Simoncelli en el circuito de Sepang, Stoner no quiso volver a correr nunca más.

Logró vencer con una moto mediocre y difícil de manejar, una moto que dejó mal parados a todos los que la condujeron, esto debido a que Stoner tenía la capacidad de llevar al límite cualquier motocicleta de cualquier categoría, era muy hábil conduciendo sobre agua pues en su infancia corrió en pistas de tierra en las cuales solo se tiene una vuelta para calificarse, de ahí su capacidad para salir a la pista y hacer inmediatamente la pole position.

Salvador Fazio

 

 

Palabras clave

Comente