Messi le dio un baile al Atlhetic en la victoria del Barcelona

5aae93a6bdd92
18 de marzo, 2018 - 2:13 pm
Agencias

El argentino está pletórico y lo demostró en otro partido en el que se encargó de pagarse y darse el vuelto. A Messi lo único que le falta para aumentar más su leyenda es que un día centre y él mismo llegue para rematar

Foto: Agencias

En los bailes siempre se dice que hay una persona que lleva el paso, que dirige a su acompañante y lo hace disfrutar de la danza que comparten; en el caso del Barcelona no hay ningún tipo de dudas de que ese mando solo lo tiene un personaje y una vez más lo dejó muy patente, tanto en el juego como en un paso de baile muy singular.

Lionel Messi volvió a ser especial en otra victoria del Barça. Ahora le tocó sufrirlo a un Athletic Bilbao que no pudo hacer nada contra el genio del argentino. Los blaugranas se apuntan un triunfo más que lo acerca a un título liguero que solo una caída monumental podría evitar.

El argentino está pletórico y lo demostró en otro partido en el que se encargó de pagarse y darse el vuelto. A Messi lo único que le falta para aumentar más su leyenda es que un día centre y él mismo llegue para rematar. Se divirtió desde la segunda línea creando peligro y toda su sapiencia en la gestación de juego la puso al servicio de un equipo que bailó a su son en la primera parte.

Ni las ausencias de Luis Suárez o Busquets se notaron, al punto de que fue Paco Alcácerel que marcó el primer tanto con una facilidad pasmosa. Luego fue Messi que con un zurdazo probó que puede crear, golear y bailar. Todo en un mismo encuentro. Coutinho y Paulinho quisieron también entrar a la pista, sin embargo los postes evitaron que se mostrarán en un primer tiempo pletórico de los azulgranas.

La segunda mitad bajo las revoluciones al baile que el Barcelona estaba dando. Y de una danza apasionada, pasaron a un vals ligero con el que terminaron el partido. Los rojiblancos buscaron reaccionar, pero las fuerzas y el rival no los dejaron. Llegar a Europa luce más difícil que encontrar petróleo para el Athletic, que mira resignado el sofá cómodo de la parte de media de la tabla.

Para el Barça es una hoja más fuera del calendario para llegar al trofeo y los hace soñar en grande una campaña más. No con la magnificencia y brillantez de otrora, pero igual de grande que en aquellos tiempos; y más si hasta su estrella lo demuestra bailando.

NOTICIAS SUGERIDAS

Cargando...

Comente