¿Las autoridades del oeste ignoran el caso?

Asaltos en los «amarillitos» dejan una víctima mortal

15a
6 de septiembre, 2017 - 9:31 am
Dayana Espitia/Madelein Faría/[email protected]

QUÉ PASA ha hecho seguimiento a este delito recurrente desde comienzos del 2017Foto: Dayana Espitia

Maracaibo — Simón Duque (45),  nunca se imaginó que al abordar el bus de la ruta centro-La Concepción, terminaría su vida.

Según la esposa de Duque, quien no quiso ser identificada, ellos se encontraban desde las 5:45 de la mañana en la parada del  sector La Estrella, al lado de El Hoyito, parroquia Francisco Eugenio Bustamante, al oeste de Maracaibo, esperando el autobús para dirigirse a sus respectivos trabajos.

Explicó que, abordaron el vehículo como diariamente lo hacían, ingresaron por la parte trasera sin notar nada extraño, luego de varios minutos cuando iban rumbo hacia La Concepción, se percataron que tres sujetos que estaban en la parte delantera lo llevaban secuestrado y mantenían sometidos a los tripulantes, despojándolos de sus pertenencias.

Al notar la situación irregular, Duque le dijo a su esposa que escondiera el bolso que llevaba pero los antisociales notaron el nerviosismo de la pareja y los  amenazaron para que entregaran sus pertenencias a lo que no se negaron.

Ambos intentaron bajarse del bus, pero los hampones le gritaron al chofer que detuviera el vehículo,  bajaron a la fuerza al hoy occiso en plena vía y le propinaron un impacto de bala en el abdomen, y tras perpetrar el crimen huyeron rápidamente a pie por el lugar, ninguna de las personas presentes intentaron detener a los verdugos de Duque por temor.

La mujer desesperaba pidió auxilio, pero lamentablemente su esposo ya había perdido los signos vitales. Funcionarios del CPBEZ llegaron horas más tarde hasta el lugar de los hechos.

Vecinos de la zona cerraron la vía para impedir el paso vehicular en rechazo a los delitos cometidos constantemente por esa  zona.

¿Crónica de una muerte  anunciada?

Como se recordará, desde el pasado mes de mayo QUÉ PASA ha venido denunciando la desmesurada cantidad de asaltos masivos que ocurren semanalmente  en estas unidades autobuseras.

En nuestra edición del 14 de julio del año en curso, se publicó una noticia referente a dos «amarillitos», como popularmente se les llama a estos autobuses, que fueron atracados de manera simultánea por un grupo de hombres que hacían parte de un cortejo fúnebre a la altura del cementerio San Sebastián, en el sector San Isidro, al oeste de Maracaibo.

Palabras clave
, ,

Comente