Actos violentos dañan el ecosistema

daños
3 de junio, 2017 - 9:32 am
Jennifer Borrego / [email protected]

En lo que va de semana se han recorrido las parroquias Raúl Leoni, Juana de Ávila, cristo de Aranza, Cecilio Acosta y Chinquinquirá de la referida localidad

Foto: Archivo

Maracaibo — Las actividades violentas que se han suscitado en algunas zonas de Maracaibo han afectado al ecosistema urbano, debido a la tala y quema de árboles.

En las últimas semanas, los cierres de calles y destrozos de varios puntos de la ciudad, se han visto llenas especies de la flora marabina, misma que sirve para bloquear las altas temperaturas de la capital zuliana.

De acuerdo al personal del Instituto para el Control y la Conservación de la Cuenca del Lago de Maracaibo (Iclam), desde esta semana se activó un grupo de especialistas para inspeccionar las vías de la ciudad y verificar la tala de árboles.

«Este sondeo nos permite diagnosticar las afectaciones que dejan estas actividades de protestas, las cuales perjudican al ecosistema urbano. En el caso particular de los árboles, regulan la temperatura y sirven como refugio de algunas especies animales, además de dar belleza escénica y alimento», dijo Deivy García, ingeniero químico del Iclam.

Estos últimos cinco días, los técnicos han recorrieron las parroquias Raúl Leoni, Juana de Ávila, Cristo de Aranza, Cecilio Acosta y Chiquinquirá de Maracaibo.

La inspección

El personal del Iclam constató que las calles han sido obstruidas con basura, cauchos, escombros y restos vegetales que se presumen son trasladados desde otros lugares.

García, quien está adscrito a la Gerencia de Control Ambiental del Iclam, señaló que en los lugares observados «no verificamos árboles talados, pero sospechamos que los restos vegetales —ramas y troncos— que obstaculizan el paso vehicular fueron trasladados desde otras zonas en las que hay disposición inadecuada de desechos a cielo abierto».

García indicó que el instituto se encarga de constatar este tipo de ecocidios, ya que la ley de creación de este organismo dicta que tiene la potestad de hacer seguimiento y control de las actividades antrópicas que degradan la cuenca del Lago de Maracaibo.

También recordó que en 2014, la ciudad marabina vivió una situación similar y las parroquias más afectadas fueron Juana de Ávila y Cecilio Acosta, al norte de la localidad. «En aquel momento hicimos el mismo trabajo de inspección y constatamos que esas parroquias fueron las más perturbadas».

Fauna afectada

De acuerdo a las características del árbol, la temperatura a sol y sombra podría variar hasta 10 grados centígrados en una ciudad que ha sentido más de 30 grados en los últimos días.

Sonsireé Ramírez, bióloga del Icalm y especialista en fauna silvestre, explicó que desde el punto de vista ecológico, la fauna que habita en estos árboles se ve afectada por este «ecocidio premeditado».

«Esos árboles sirven de hogar para muchas aves, reptiles e insectos. Al cortarlos o eliminarlos, estos animales se quedan sin refugio y deben buscar otros espacios para establecer su nuevo hogar. Su ecología reproductiva se ve afectada, porque algunas aves solo se reproducen por una temporada», indicó Ramírez.

Resaltó que además de la tala de los árboles, la quema de cauchos y otros escombros, también perturba a la fauna asociada.

«En estos casos, ellos (los animales) tienden a irse a lugares lejanos y probablemente dejemos de contemplarlos por una larga temporada», resaltó».

El personal de este instituto aseveró que continuarán recorriendo las calles de Maracaibo. «Si recibimos denuncias de la comunidad estaremos visitando esos sectores para elaborar el reporte correspondiente», advirtieron.

Para realizar denuncias de este tipo, la comunidad puede dirigir su informaciones a las cuentas oficiales del Iclam: Twitter @prensaiclam, y al correo [email protected] com   REG - 170517 - GUARIMBAS URU - J TERÁN (9) REG - 170517 - GUARIMBAS URU - J TERÁN (24) REG - 170517 - GUARIMBAS URU - J TERÁN (32)

daños

daños2

daños3

daños4

Comente