MP acusó al juez «bachaquero» por corrupción

1552_PALACIO-DE-JUSTICIA--A-(2)_01
17 de marzo, 2015 - 3:20 pm
Redacción Diario Qué Pasa

 

Samuel Morán de Oro aprovechó su cargo de juez itinerante en materia de delitos económicos y fronterizos del estado Zulia para lucrarse y beneficiar a los «bachaqueros»

Fotos: Archivo Qué Pasa

El portal de Ministerio Público reflejó que fue acusado el juez itinerante en materia de delitos económicos y fronterizos del estado Zulia, Samuel Morán de Oro, por presuntamente incurrir en alteración de documentos para entregar bienes incautados por efectivos de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB) en la frontera con Colombia, entre los meses de octubre y diciembre de 2014. El funcionario aún está detenido en Polisur

Maracaibo — El hecho ya es oficial, en el portal de Ministerio Público se logra ver que el Ministerio Público acusó al juez itinerante en materia de delitos económicos y fronterizos del estado Zulia, Samuel Morán de Oro, por presuntamente incurrir en alteración de documentos para entregar bienes incautados por efectivos de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB) en la frontera con Colombia, entre los meses de octubre y diciembre de 2014.

Por este caso también fueron acusados por complicidad cuatro trabajadores tribunalicios, el archivista jubilado del Palacio de Justicia de la referida jurisdicción, Celix Galvis Fernández; la secretaria del Tribunal 6 de Control, Alisneb Amiria Boscán; y los asistentes administrativos de los Tribunales 13 y 6 de Control, Ninoska Beatriz Araque Castellanos y Rower David Viloria Lugo, respectivamente.

Comprometidos con la justicia

Recordemos que en las ediciones 1.508, 1.509, 1510, 1512, 1503, publicadas en fecha 29 de enero, 30 de enero, 31 de enero, 2 de febrero, y 3 de febrero de 2015 respectivamente QUÉ PASA, realizó seguimiento sobre este hecho, llevándoles todos los por menores de la entrega fraudulenta de camiones a los supuestos propietarios en los que se transportaba desde gasolina, hasta medicamentos. Vale destacar que fue este rotativo quien destapó la olla podrida que desde los tribunales se cocinaba a fuego lento.

Las entregas de los bienes incautados a los contrabandistas  se hacían bajo un falso formato, que era vendido por entre 250 y 300 mil bolívares, para continuar así con el «bachaqueo» en el estado. Más de 100 camiones fueron entregados antes de  juzgar a los implicados.

Cabe destacar que esta entrega fueron procedimientos ilegal porque todo vehículo decomisado en rutinas de contrabando de extracción debe pasar a estar incautados por la autoridad y se toma como el instrumento mediante el cual se cometió el delito, según lo dictamina la ley.

Fue la jueza quinta de control, quien ordenó la aprehensión del referido juez, así como la de   Boscán y Galvis. Por su parte, sobre Araque y  Viloria, reza una medida sustitutiva de privación de libertad, con régimen de presentación cada siete días.

Sentencia

La medida fue dictaminada por los fiscales 57 nacional y 26 de la referida jurisdicción, Paula Ziri-Castro y Carlos Gutiérrez, respectivamente, los que acusaron al juez Morán de Oro y a Boscán por la presunta comisión de los delitos de corrupción propia, forjamiento de documento público y asociación para delinquir.

En virtud de la situación, los fiscales iniciaron la investigación y se logró determinar la vinculación del juez Morán de Oro, Galvis Fernández, Boscán, Araque Castellanos y Viloria Lugo con el caso, motivo por el que fueron detenidos en atención a una orden de aprehensión solicitada por el Ministerio Público y acordada por la referida instancia judicial.

De igual modo, los fiscales acusaron a Galvis Fernández como presunto cooperador inmediato en el delito de corrupción propia; mientras que a Viloria Lugo y a Araque Castellanos les acusaron por el delito de corrupción propia y asociación para delinquir.

Vale recordar que Morán de Oro, Galvis Fernández y Boscán aún se encuentran recluidos en la sede de la Policía Municipal de San Francisco; mientras que Araque Castellanos y Viloria Lugo recibieron medidas cautelares consistentes en la presentación periódica ante el referido tribunal y prohibición de salida del país. Se desconocen aún hasta donde serán remitidos los implicados.

La olla podrida se destapó

En octubre de 2014, el Ministerio Público recibió una denuncia del titular del Tribunal 6 de Control del estado Zulia a través de la cual informó de la existencia de tres comunicaciones emitidas por ese despacho con su firma alterada.

En las misivas se ordenaba a un estacionamiento judicial la entrega de vehículos y otros bienes incautados por la FANB involucrados en la lucha contra el contrabando de extracción y otros delitos.

En virtud de la situación, los fiscales iniciaron la investigación y se logró determinar la vinculación del juez Morán de Oro, Galvis Fernández, Boscán, Araque Castellanos y Viloria Lugo con el caso, motivo por el que fueron detenidos en atención a una orden de aprehensión solicitada por el Ministerio Público y acordada por la referida instancia judicial.

 

 

 

Comente