Sicarios asesinaron a un cpbez

23A1_01
25 de junio, 2015 - 12:04 pm
Redacción Diario Qué Pasa

El vehículo Aveo de color blanco del funcionario policial recibió cerca de 20 tiros

Fotos: Diego Graterol

Cuatro balazos, de unos 30 disparos que le efectuaron dentro de su carro, acabaron con la vida del supervisor jefe del Cuerpo de la Policía Bolivariana del Estado Zulia (CPBEZ) Charlie Rojas (35 años), en un hecho ocurrido frente a la residencia del oficial, ubicada en la urbanización Lago Villa II de Isla Dorada, frente al centro comercial Flamigo Beach a las 12:30 del mediodía de ayer. Supuestamente había recibido amenazas por lograr una incautación de drogas

Maracaibo —
Un día que comenzó llenó de celebración para la familia Rojas ,quienes celebraban la graduación de uno de sus hijos, terminó en tragedia, luego de que unos «motogatillero» asesinarán a Charlie Rojas (35), supervisor jefe del Cuerpo de la Policía Bolivariana del Estado Zulia (CPBEZ)

El suceso ocurrió frente a su residencia Lago Villa II ubicado en el sector Isla Dorada, frente al centro comercial Flamigo Beach a las 12:30 del mediodía de ayer, cuando el oficial regresaba de almorzar en compañía de Ibis de Rojas, esposa,  y dos personas más, quienes al parecer eran su cuñado y la pareja de este.

Sin previo aviso

Una persona que se encontraba en el centro comercial narró que dos sujetos a bordo de una motocicleta le dispararon en varias ocasiones a Rojas. «No lo dejaron bajarse del carro, cuando él abrió la puerta los tipos pasaron disparando  luego dieron la vuelta, cambiaron el cargador y volvieron a vaciarle la pistola, el que disparó estaba vestido de jeans, franela roja y gorra», detalló la fuente, que prefirió mantener el anonimato.

Las otras tres víctimas involucradas en el tiroteo presentaron heridas leves, «algunas balas los rozaron pero se encuentran bien, no fueron heridas muy graves», indicó un oficial.

Cargo

Se conoció que el supervisor del CPBEZ, estaba adscrito a la Dirección de Inteligencia y Estrategias Preventivas (Diep), asimismo prestaba servicio al Grupo Antiextorsión y Secuestro  (Gaes). Llevaba más de 17 años al servicio policial.

Los «motogatilleros» efectuaron más de 30 disparos,  recibiendo el oficial cuatro, uno en la cabeza y tres en el pecho, fue trasladado hasta  el Hospital Régulo Pachano Áñez (Sanipez) donde ingresó sin signos vitales.

Trascendió de manera oficial que los funcionarios tienen un testigo clave en la investigación, que se encontraba en el lugar a bordo de su camioneta Ford Runner cuando se produjo el tiroteo, al parecer el vehículo recibió cuatro tiros.

Familiares del oficial caído se mostraron conmocionados por la pérdida. «No lo podemos creer, ellos estaban haciendo diligencias por que hoy era la graduación de su hijo, pasaba para primer grado y se lo iban a festejar», informó un allegado que prefirió no identificarse. Se conoció que el hombre dejó en orfandad a tres niños y tenía siete hermanos.

Familiares lloraban desconsolados la muerte del supervisor.

Comente