Pequeño de siete años murió por satisfacer su curiosidad

1435_21A
13 de noviembre, 2014 - 6:51 pm
Redacción Diario Qué Pasa

Foto: Miguel Romero

San Francisco — En un abrir y cerrar de ojos una familia en San Francisco perdió a uno de sus hijos. La tragedia ocurrió a las 6:00 de la tarde de este martes, cuando el cielo se tornó gris y anunciaba un fuerte aguacero.

Bastó que un rayo cayera sobre un tendido eléctrico, recorriera varios postes de electricidad y le segara la vida al pequeño Luis Fernando Lugo Camacho, de apenas siete años de edad recibiendo una fuerte descarga eléctrica en la cabeza.

El infante estaba subido en un bahareque en el patio de su casa, ubicada en el barrio Nuevo Renacer, en la parroquia Marcial Hernández, ubicado en el kilómetro 7 vía a Perijá, entrando por el depósito de licores Gloria, cuando recibió la descarga eléctrica y quedó boca arriba encima del bahareque.

Seguidamente la madre del menor, quien ya lo había reprendido para que no estuviera montado en el bahareque, intentó llevar a su hijo al Hospital Dr. Manuel Noriega Trigo, pero la fuerte descarga había acabado con la vida del infante, ingresó sin signos vitales. Mary Camacho y Félix Lugo, aún consternados por la noticia relataron lo sucedido.

Dijeron que Luis Fernando era el sexto de ocho hijos que tienen en común y recién había iniciado a estudiar 1er.grado. «Le dije que se bajara del bahareque, pero no me hizo caso, me descuidé y pasó eso», contó entre lagrimas la madre.

Comente