Más de 19 días han pasado de que el sádico huyera de las autoridades

El ferretero pedófilo continúa prófugo de la justicia

Jauder
18 de junio, 2018 - 3:01 pm
Roxy Díaz/[email protected]

El pedófilo se encuentra al parecer en territorio valenciano. CICPC lo busca hasta debajo de las piedras

Foto: Cortesía

Maracaibo — El empresario ferretero, Jauder Fuentes Chinchilla, quien es señalado de violar, grabar, asesinar y quemar a la pequeña Yisleidy, sigue prófugo y se ha determinado un código de alerta roja por la Interpol. El buscado se las ingenió para librarse de las autoridades.

El Eje de Homicidios del Cuerpo de Investigaciones Cientifícas, Penales y Criminalísticas (CICPC), explicó que el sujeto ya no se encuentra en la región marabina, luego de que se descubriera que está siendo rastreado a través del GPS de su teléfono inteligente. Al parecer el hombre podría estar en territorio valenciano.

Han pasado 19 días, de que la pequeña Yisleidy fue encontrada calcinada en un basurero en la Zona Industrial. El Cuerpo de Policía Bolivariana del Estado Zulia (CPBEZ), adscrito a la Dirección de Inteligencia y Estrategias Preventivas (Diep), fue el encargado de capturar a cuatro de los implicados en tiempo récord.

Lea también: Última hora: En Fuerzas Armadas capturan a falso funcionario del CICPC

Durante una rueda de prensa el día de hoy, el secretario de Gobierno, Lisandro Cabello, explicó que «la camioneta de Jauder Fuentes fue capturada en zona fronteriza por la Guardia Nacional Bolivariana y el Ejército Bolivariano, quienes lograron arrestar a los delincuentes cuando se encontraban cambiando la placa de la camioneta».

Asimismo, informó que los implicados se encuentran dentro del país con constante movimiento. «Les recomiendo que se entreguen», refiriéndose al pedófilo y a sus «cómplices».

En contexto

Como se recordará, el resonador caso criminal que conmocionó a la colectividad zuliana fue esclarecido luego de un hermetismo y un sepulcrar silencio que mantenían los organismos policiales de la región.

La influencia del poder económico privó este caso, tal y como lo precisaron nuestras fuentes policiales. La circulación del billete no dejó que en tiempo récord el caso llegara a su final y por ese motivo el pedófilo ferretero, asesino de Yisleidy, identificado por fuentes policiales como Jauder Fuentes Chinchilla, alias «El Peluche», se encuentra huyendo de la justicia.

Luego de las investigaciones realizadas, los organismos de seguridad, comandado por una comisión del Cuerpo de Policía Bolivariana del Estado Zulia (CPBEZ), lograron capturar ayer a seis personas que estuvieron involucradas en el homicidio de la inocente criatura que vivió sus últimos minutos de vida bajo el sufrimiento.

La última noche que  vieron con vida a Yisleidy en el barrio Liliam Perozo se dirigía a la casa de «La Gerald», la misteriosa quinceañera a la que todos en la barriada la señalaban de buscar insistentemente a Yisleidy. Esa noche «La Gerald» tenía todo calculado. Su plan era llevarle otra inocente criatura a «El Peluche», un pédofilo señalado de tener una red de prostitución infantil con la cual satisfacía sus bajos instintos.

Las investigaciones revelan que esa noche 30 de mayo, Yisleidy fue llevada por «La Gerald» hasta la ferretería del señalado, ubicada en la Circunvalación 3. Allí, drogó, abusó sexualmente de la pequeña, la grabó y posteriormente la golpeó sin parar, cuando Yisleidy al despertar amenazó con denunciar la atrocidad.

«El Peluche» no dejaría que su imperio se cayera de la nada. En complicidad de seis personas más le quitó la vida a la menor. Posteriormente montó el cadáver dentro de su camioneta, una Runner, color azul, y lanzó el cuerpo en una zona enmontada de la Zona Industrial. Lo que jamás pensó el pedófilo fue que una cámara de una de las empresas de la zona grabó el momento en el que bajaban el cuerpo y quemaban basura en el lugar.

Los funcionarios de la Diep Zulia, tras capturar a «La Gerald», y otra joven de 17 años, quienes confesaron ser las que captaban a las jóvenes, revelaron los nombres de los otros integrantes de la organización, quienes fueron identificados como Juan Eduardo Maestre, de 29 años, apodado «El Cojo»; Luis Calderón, apodado «Curruco»; José Joaquin Ortega Avendaño, alias «El Perro»; y Yonni Antonio Rusa Pérez, alias «Yonito». Dos de ellos detenidos en zonas distintas. Ahora se encuentran en los calabozos y puestos a la orden del Ministerio Público para que enfrenten a la justicia.

Ante el caso, los organismos policiales tienen sus alarmas encendidas para dar con el paradero del cabecilla de la organización, quien se encuentra burlando a la justicia.

A Jauder Fuentes Chinchilla se les imputan 12 expedientes por homicidio. Dentro de ellos recae el brutal asesinato de Kendry Araque, el pasado 15 de abril del 2018 en el sector Liliam Perozo, del barrio Integración Comunal. Asimismo, se le agrega la muerte de un hombre asesinado en el barrio San Pedro, el pasado 15 de mayo del 2015, indicó Lisandro Cabello, secretario general de Gobierno del estado Zulia.

Este degenerado acostumbraba a captar a sus víctimas, en su mayoría menores indefensas para saciar su más cruel y pervertido deseo, siendo ayudado por una adolescente, de quien se desconoce su identidad y quien fue la que llevó a Yisleidy a sus sucias manos.

Fuentes era dueño de la ferretería Ferre Fuentes, ubicada en la C-3 y a escasos metros vivía Yisleidy. Al parecer la tenía en la mira desde hace tiempo, pero no fue hasta  esa noche que propició el aterrador asesinato.

Aunque el CICPC hasta el día de ayer en horas de la mañana resaltó dar «en las próximas horas con el homicida» nunca concretó ni dio a conocer detalles certeros sobre el asesinato, mientras que los oficiales de la Diep Zulia lograron capturar a cuatro de los implicados en tiempo récord.

Sucio escondite

Desde un pequeño cuarto, ubicado en la parte de arriba de la mencionada ferretería, este antisocial, junto a sus «compinches», ejecutaba a las infantes, quienes amedrentaban a sus víctimas con matarlas si pretendían denunciarlos. A muchas les daba dinero para que callaran las atrocidades que les hacía.

El vocero sentenció que siete niñas han sido entrevistadas por psicólogos y todos han confirmado que este pedófilo abusaba de ellas dentro de un cuarto que tiene en la referida ferretería. Sobre la interrogante de que si estas niñas habían sido grabadas para vender el material, el secretario afirmó seguir con las investigaciones para descartar toda crueldad con las infantes.

Terrible prontuario

Cabello dio a conocer que este antisocial está siendo buscado por las autoridades policiales a nivel nacional. Asimismo, dieron las características de la camioneta, 4Runner 2wd, placa AC6308V, donde trasladaron el pequeño cuerpecito hasta un botadero de basura del barrio Integración Comunal para quemarla y así poder borrar toda evidencia que diera con los culpables.

Aún tres de ellos son activamente buscados por las autoridades policiales, siendo identificados como Luis Caldera, alias «El Curruco»; y José Joaquín Ortega Avendaño, alias «El Cojo», sin embargo,  los organismos policiales lograron aprehender a Johnny Antonio Ríos, alias «El Yonito»; y Juan Eduardo Maestre, alias «El Cojo», quienes fueron puestos a la orden del Ministerio Público (MP).

Angustia latente

El equipo reporteril de este rotativo se apersonó hasta la vivienda de los deudos de Yisleidy, quienes entre lágrimas sollozaban el alivio que sentían por haber dado con el homicida de su consanguínea, sin embargo siguen en zozobra, pues hasta el día de ayer en la noche una motocicleta, color azul, merodeaba el humilde inmueble.

Deudos de la menor comentaron que han sido víctimas de múltiples amenazas, por lo que su preocupación aún no ha terminado, pues al parecer estos asesinos quieren silenciar  todo tipo de información que los involucre.

IMG_20180613_121152-e1528929126720-977x1024

Los parientes de la infante tras no recibir respuestas concretas por los organismos del CICPC, decidieron trasladarse hasta las oficinas del gobernador del Zulia, Omar Prieto, planteándole lo sucedido, sin embargo por cuestiones de salud no los pudo atender, aunque fueron atendidos por otros funcionarios, quienes tomaron el caso desde el comienzo.

Parientes de la pequeña, de quien se resguarda su identidad, aseguraron que el padre de Jauder pagó una grandiosa cantidad de dinero en dólares para que el caso fuera  engavetado

IMG_20180613_123259-1024x614

En este inmueble, situado a escasos metros del lugar donde perpetraron el crimen de la menor, habita el empresario macabro

 

NOTICIAS SUGERIDAS

Cargando...

Comente