Un enfrentamiento entre bandas ocasionó el lamentable hecho

Niña de 11 años murió al quedar atrapada en las balas criminales

14-A
30 de agosto, 2016 - 10:58 am
Wilson Alvarado / [email protected]

Intentó escapar de un tiroteo junto a su madre, pero dos disparos en su humanidad la dejaron tendida sobre un charco de sangre a escasas cuadras de su vivienda

Foto: Archivo

Maracaibo — Los sueños, alegrías e ilusiones le fueron arrebatada de manera brutal a una niña de 11 años de edad, cuando dos proyectiles certeros en su humanidad le consumieron la vida lentamente.

Eran las 9:00 de la noche del pasado domingo, cuando la pequeña Sinai de los Ángeles Reverol Portillo, salió de la casa de su padre Ramón Reverol, ubicada en el barrio San Crispo de Los Puertos de Altagracia, junto a su madrasta Nelly Portillo, hacia una tienda del sector sin saber que sería su última salida.

No había trascurrido cinco minutos en su trayecto, cuando una ráfaga de disparos les impidió llegar a la tienda Don Tulio. Los estrepitosos estruendos alarmaron a ambas. Se tomaron de las manos y decidieron correr para salvar sus vidas.

Los disparos no cesaban en la barriada, los cuales provenían desde el interior de un vehículo del cual se desconocen sus características. Los verdugos que accionaban sus gatillos sin cesar, se bajaron del carro en la calle 98 y dispararon contra unas viviendas del sector desde donde provenían otras detonaciones.

En medio de la balacera Sinai cruzó la calle para resguardarse en su vivienda, pero un disparo en el intercostal izquierdo y uno en la pierna derecha le imposibilitó su cometido. Quedó en la línea de las balas criminales.

La infante cayó tendida en la calle polvorienta, mientras se desangraba. De inmediato fue auxiliada por sus familiares, quienes la trasladaron al Hospital Universitario de Maracaibo (HUM), donde ingresó a las 12:35 de la madrugada.

Los galenos de turno, lograron estabilizar a la pequeña, pero a las 8:00 de la mañana su corazón se detuvo. La niña murió de un infarto.

Horas más tardes fue trasladada por funcionarios del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (CICPC) hasta la medicatura forense para practicarle la necropsia de ley.

En el Eje de Homicidios del CICPC, un tío de la niña, quien prefirió no identificarse por temor a represalias, manifestó que los delincuentes llegaron haciendo disparos «como locos».

Una fuente ligada a la investigación reveló que la niña quedó atrapada en las balas, cuando dos bandas del sector se disputaban el control de la zona.

En el careo resultó herido un hombre apodado «El Gordo», quien fue trasladado a un centro de salud de la jurisdicción. La inocente Sinai, no logró cumplir los planes que tenía en mente junto a su padre y sus dos hermanos mayores con quienes celebraría sus 12 años en tan solo un mes.

NOTICIAS SUGERIDAS

Cargando...

Comente