Ingresó la noche del viernes al HUM

Muere niña presuntamente violada y golpeada

familiares, sucesos en la morgue
31 de julio, 2016 - 9:39 am
Génesis Rosario / [email protected]

Familiares de la niña, quienes se encontraban la tarde de ayer en la medicatura forense de LUZ, se mostraron herméticos y violentos al preguntarle sobre el suceso

Foto: Génesis Rosario

Maracaibo — Otra pequeña vida se apagó la noche de este viernes. Valeria González, de tan solo un año de edad, ingresó a la emergencia del Hospital Universitario de Maracaibo (HUM) con signos de violencia física y sexual.

Una fuente cercana, quien prefirió mantener el anonimato, destacó que la menor falleció, presuntamente, producto de una fuerte golpiza y una violación.

Cabe destacar que hasta el cierre de esta edición esta información no fue confirmada por ningún organismo de seguridad.

Familiares de la niña, quienes se encontraban la tarde de ayer en la medicatura forense de LUZ, se mostraron herméticos y violentos al preguntarle sobre el suceso.

Otra fuente refirió que Valeria, al parecer, habría fallecido producto de un infarto.

Se espera que en las próximas horas, las autoridades puedan aclarar el hecho, luego de practicarle a la niña la necropsia de ley para determinar la causa de muerte.

Varios infanticidios

En lo que va del mes de julio, otros tres niños han fallecido en circunstancias similares, es decir, sus padrastros los han golpeado y abusado sexualmente de ellos.

El primer caso ocurrió el pasado 6 de julio, en el barrio Santa Inés, donde Javier Mora Valbuena (19), padrastro de la pequeña Dayeimis Sofía Benítez, de 1 año y 10 meses de edad, abusó en reiteradas ocasiones de Dayeimis y luego le dio una golpiza que terminó con su vida. Mora tenía tres meses viviendo con la progenitora de la niña, una menor de 17 años de edad. Tanto la madre como el padrastro fueron privados de libertad.

Ana Isabela Sulbarán, (7 meses), murió 11 días después en el barrio Balmiro León, luego de que su padrastro, identificado como Javier Atencio (22), alias «El Guajiro», la violó y golpeó salvajemente. La madre, Emely Sulbarán, se encuentra detenida mientras que el aberrado está prófugo de la justicia.

Luego de cuatro días, otro infanticidio sacudió a los marabinos, cuando el padrastro de Ángel Gabriel Urdaneta (3), identificado como Antonio González Montiel (21), violó varias veces a su hijastro y luego le propinó una fuerte golpiza. En declaraciones González indicó que violó y mató al niño en venganza contra su madre, una menor de 17 años, quien al parecer le había sido infiel.

Comente