Los biopolímeros siguen matando

1322_3_01
23 de julio, 2014 - 12:02 pm
Redacción Diario Qué Pasa

 

Pese a que la prohibición de los biopolímeros se legalizó el 5 de mayo de 2012 en Gaceta Oficial, aún existen personas que parecen no tenerle miedo a la muerte y colocan la vanidad y el prejuicio de la sociedad antes que la vida.

Maracaibo — La situación es alarmante, pese a la prohibición del uso de biopolímeros, aún continúa la práctica a través de «puestos» clandestinos con falsos expertos en el tema, quienes por ganar dinero son capaces de inyectar cualquier cosa a las persona atentando contra su vida.

El 5 de diciembre de 2012 se aprobó en el país la prohibición de aplicación de sustancias de relleno (biopolímeros y otros) en tratamientos con fines estéticos mediante la resolución 152, Gaceta 40.065. Sin embargo, luego de la aprobación muchas personas han perdido la vida a consecuencia de la inyección de biopolímeros en locales clandestinos.

El 21 de junio de 2013 un travesti peluquero, quien respondía al nombre de Edward Gregorio Ferrebús Arcaya (21), alias «La Gínger», perdió la vida tras inyectarse biopolímeros en los glúteos en una residencia ubicada en la Fundación Mendoza de Maracaibo. Por el caso fue detenido «Oriana» —otro joven de su misma condición sexual—, quien le inyectó el líquido mortal que provocó su fallecimiento. Otras dos personas también fueron aprehendidas.

Otra muerte que lamentar fue la de Guillermo Rafael Montiel Verdugo, conocido en el sector San Jacinto como «La Guillerma», quien falleció en el Hospital Adolfo Pons el 18 de agosto del año pasado, luego de inyectarse biopolímeros en los glúteos, en la peluquería y centro estético de Ricardo Alberto Rodríguez Medina, conocido como «La Ricky». El local clandestino fue clausurado por la policía.

El caso más reciente en el Zulia es el de la maestra Angy Cirait Ramírez Prieto (26), quien murió el pasado sábado 18 de mayo a las 8:30 de la noche en el Hospital Manuel Noriega Trigo a causa de un paro cardíaco tras presentar una severa infección causada por biopolímeros que le fue aplicada en los glúteos una semana antes de su muerte.

Pese a la alarmante situación, aún existen personas que creen que las inyecciones de relleno en ciertas partes del cuerpo son todas naturales y que no aquejan dolencias o problemas mayores a las normales al someterse a un tratamiento estético.

Al momento de decidir realizar algún cambio físico se debe acudir a un médico especialista colegiado, a quien pueda comprobársele su experiencia y que cumpla con todos los requisitos exigidos por la ley.

¿Qué son los biopolímeros?

Los biopolímeros son sustancias derivadas del petróleo, de apariencia transparente y aceitosa, de uso industrial, que en fase experimental se utilizaron en mínimas cantidades en tratamientos estéticos como relleno facial, pero que luego de observar el riesgo de formación de granulomas e infecciones en los pacientes, fueron retirados del mercado europeo y estadounidense hace más de 10 años, sin embargo, se siguieron empleando en Latinoamérica y en Venezuela.

Efectos mortales

La peor consecuencia es la muerte, sin embargo, en el mejor de los casos las consecuencias continúan siendo lamentables.

1) Desencadenan una excesiva reacción inflamatoria en el organismo, granulomas, creando una reacción defensiva.

2) Pueden migrar del lugar donde fueron infiltrados creando complicaciones a distancia.

3) La mayoría de las veces no tienen ningún control sanitario, lo que aumenta el riesgo de complicaciones y efectos secundarios por infección.

4) Otras consecuencias importantes de los biopolímeros son alergias, fibrosis, lesiones y cambios en la textura de la piel.

«No a los biopolímeros, sí a la vida»

José Álex Gómez, vicepresidente de la Fundación Sin Fines de Lucro No a los Biopolímeros, Sí a la Vida con sede en Caracas, ha hecho un trabajo social a nivel nacional y en honor a su esposa muerta a causa de los biopolímeros y a aquellas mujeres y hombres que se han visto afectados  por el silicón + metilmetacrilato.

La fundación tiene por objetivo, informar, ayudar y prevenir. «La salud es primordial», refiere Gómez, quien además agrega que existen falsos médicos con elevado grado de avaricia y baja vocación de servicio. «Hacen falta médicos de verdad y no los ambiciosos».

Concientizando a la colectividad

El vicepresidente de la referida institución ha realizado un arduo trabajo de concientización a la sociedad y se define como un «contralor comunitario». Constantemente visita peluquerías, estéticas, gimnasios y establecimientos afines al rubro y se asombra al constatar la ausencia de permisos sanitarios que estos presentan. «No es mi deber, no es mi responsabilidad, pero en vista del desánimo y la evasión de la responsabilidad de los funcionarios del Ministerio de Salud en relación al tema, yo lo hago», refirió. Agregando que realiza las respectivas denuncias, pero al parecer, la insensibilidad con el tema por parte de los responsables es más fuerte que la noble causa que realiza.

Es por ello que su campaña y compromiso con la vida luego de que su esposa Mary Perdomo —presidenta de la fundación— perdiera la vida a causa de los biopolímeros, es realizar campañas y ayuda a las personas afectadas.
En la página de Facebook que lleva por nombre el mismo de la fundación, se puede observar la gran cantidad de  hombres y mujeres que solicitan ayuda y el trabajo que se realiza en pro de lograr el objetivo.

Carencia de valores y autoestima

Para la socióloga Paola Hernández, el tema de la carencia de valores y baja autoestima juega un papel importante como causa de la necesidad de mejorar la apariencia física a través de tratamientos estéticos dolorosos que a lo largo pueden traer como consecuencia, la muerte.

Hernández hace mención a que la mayoría de las mujeres realizan este tipo de actos por presentar baja autoestima, y en el mayor de los casos, se ven influenciadas por la monstruosa sociedad en la que vivimos, en la cual «solo parece importar la apariencia física».

«Creo fielmente en que los padres deben proporcionarle a través del amor y el cariño, principios y valores sólidos a sus hijos desde el nacimiento», mencionó la socióloga, quien aseguró que en las escuelas desde la primaria hasta el bachillerato debe afianzarse con recursos gráficos y teóricos el tema de la autoestima y de esta manera ir formando con bases sólidas hombres y mujeres preparados para la vida y la dura sociedad.

Moraleja

Acéptese tal cual es, Dios los hizo a su imagen y semejanza, aprenda a quererse a usted mismo y quien lo quiera debe aceptarlo como es. Si algún día decide cambiar alguna parte de su cuerpo con la que se siente inconforme, asista a un especialista. No crea en cuentos de camino y tampoco confíe en «la amiga de una amiga que tiene una prima que se la recomendó».


Angy Cirait Ramírez Prieto (26) perdió la vida a causa de los biopolímeros el pasado 18 de mayo. Es el caso más reciente en la región zuliana


Edward Gregorio Ferrebús Arcaya (21), alias «La Gínger», se inyectó biopolímeros en los glúteos y también encontró la muerte

Fotos: Archivo

Comente