La subida de la marea fue el detonante de la tragedia

Se ahogó al quedar atrapado en la malla de pescar

SUC - 080117 - MUERTO ANGEL MORAN - LA CAÑADA - A CHINALEONG (11)
8 de enero, 2017 - 12:42 pm
Wilson Alvarado / [email protected]

Los amigos del hoy occiso, con quien pescaba en sus tiempos libres, intentaron salvarlo de las garras del agua, pero fue imposible sacarlo de las profundidades de las playas del sector La Punta. El cuerpo flotó hoy a las 10:30 de la mañana en la plata Alvenis de La Cañada de Urdaneta

Foto: Alfredo Chinaleong

La Cañada de Urdaneta – No escapó de la bravura del mar. Ángel David Morán, de 28 años de edad, falleció ayer a las 3:00 de la tarde, tras ser arrastrado por la corriente de las playas del sector La Punta, ubicadas en la parroquia Chiquinquirá del municipio Mara.

Morán salió de su residencia, ubicada en la parroquia El Bajo, del municipio sureño, en compañía de dos amigos, con quienes pescaba en los tiempos libres.

El trio llegó a la referida playa y lanzaron las redes para captar a los peces. Transcurridos varias horas decidieron entrar al agua para verificar los amarres de las redes, sin pensar que uno de ellos moriría.

Morán entró al agua en compañía de su amigo Arnaldo Figueroa, mientras el tercer compañero decidió quedarse a orillas de la playa. Cuando los hombres iban por la mitad del camino, sintieron que la marea estaba subiendo.

«No puedo más el agua me está tapando», manifestó Morán a Arnaldo, quien intentó tomarlo por los brazos, pero el agua se lo llevó.

Juan José Ocho, el compañero que quedó en la orilla, al avistar la escena se montó en la lancha y llegó al punto de la red, pero no pudo salvar a su amigo.

De inmediato, los sobrevivientes notificaron el hecho a los organismos de seguridad, quienes llegaron al área y no consiguieron el cuerpo.

Hoy a las 10:30 de la mañana el cuerpo de Morán flotó en las orillas de la playa Alvenis, ubicada en la misma jurisdicción donde estaban pescando.

Su cuerpo estaba hinchado y morado. Los labios estaban destrozados y llenos de sangre, mientras su cuerpo no portaba vestimenta, solo un bóxer negro cubría las partes íntimas del hoy occiso.

Al sitio acudió Ángel Morán, padre del infortunado, quien lamentó la pérdida de su hijo. El hombre indicó que su hijo pescaba en sus tiempo libres.

La zona fue acordonada por funcionarios de Polisur, Poliurdaneta, seguridad lacustre de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB), funcionarios del 911, protección civil, y la Mancomunidad Policial. Pasadas varias horas el cuerpo fue trasladado por funcionarios de la policía científica a la morgue de la localidad.

El fallecido era casado y no dejó hijos.

Palabras clave
, , ,

NOTICIAS SUGERIDAS

Cargando...

Comente