Otro escándalo

Caso Rufo Chacón: perdió ambos ojos

Rufo Chacón
2 de julio, 2019 - 2:29 pm
QUÉ PASA / Agencias

El joven Rufo Cacón, de 16 años de edad, protestaba por falta de gas doméstico en Táriba, estado Táchira. Su objetivo era encontrar una respuesta a la problema de la escasez, sin embargo, lo que consiguió por parte de funcionarios de la Policía Nacional Bolivariana (PNB), fue un impacto de perdigones en su rostro, lo que a su corta edad lo dejó sin ambos ojos. Rufo ya no podrá ver la vida nunca más.

Trascendió que los responsables de la seguridad ciudadana, presuntamente, propinaron los disparos “a quemarropa” contra la cara del menor de edad, lo que  gran cantidad de venezolanos han censurado tan lamentable hecho y lo han calificado como otra muestra a la violación de los Ddhh en Venezuela.

Por su parte, el diputado al Consejo Legislativo de Táchira, Juan Carlos Palencia, denunció la “brutal represión” que sufrió el adolescente tachirense por parte de los efectivos, por lo que condenó el dantesco hecho que conmocionó a la sociedad civil venezolana.

Luis Ramírez, presidente de Corposalud Táchira, afirmó que Rufo Chacón, joven tachirense que perdió la visión en una protesta, presentó ocho perdigones en el globo ocular derecho, mientras que en el izquierdo presentó cinco.

«En horas de la madrugada fue llevado a pabellón, donde se encontraron aproximadamente ocho perdigones en el globo ocular derecho, y cinco perdigones en el izquierdo, además de 52 perdigones en todo lo que es la región facial», describió el doctor, quien adelantó que el joven estaba evolucionando de forma positiva en el pos operatorio, y que sería sometido a una cirugía estética.

 

ojos

Madre: “Malograron a un niño que se graduaba de bachiller”

 

“La policía le segó la vida a mi hijo. Él, que se graduaba ahora de bachiller. Fue una injusticia”, dijo Parada desde el Hospital Central de San Cristóbal.

La madre contó que ese día estaba previsto que les venderían el gas. A las 4:00 am ya la gente había formado la cola para adquirirlo. Pero se generó una protesta debido a que no lo querían vender.

“Personas mayores, niños y demás estábamos haciendo la cola muy organizadamente porque tenemos demasiado tiempo sin gas. En eso, un tal Víctor (coordinador del despacho de gas de San Cristóbal) vino tres veces. La primera nos dijo que él tenía el gas, pero que no le daba la gana de llevárnoslo, que él lo tenía prohibido y que no se mandaba solo. Dijo que iba a resolver. Regresó otra vez negando la posibilidad de comprar las bombonas. La tercera vez intentamos hablar con él y se lavó las manos de responsabilidad. Se retiró diciendo ‘que iba a ver qué hacía”, narró.

Parada contó que seguidamente funcionarios se acercaron hacia ellos de manera hostil.

“Nosotros no teníamos palos, no teníamos piedras, nada. Solo la bombona del gas. Allí el niño (Rufo Chacón) agarró la bombona para retroceder y me le dispararon en la cara”, explicó.

Rechazó el uso desproporcionado de la fuerza por parte de los policías: “Allí no había guarimberos ni nada, estaba el pueblo en la calle exigiendo el gas. ¿Por qué nos disparan? ¿Por qué a mi hijo? Un niño que estudia, que es inteligente, que se iba a graduar de bachiller”.

 

52 perdigonazos

El presidente de Corposalud Táchira, Luis Ramírez, ofreció este martes detalles del parte médico del joven Rufo Chacón, luego de recibir perdigones a quemarropa por parte de funcionarios de Politachira, lo que provocó la pérdida total de su vista.
“El joven Rufo Chacón se encuentra siendo intervenido quirúrgicamente, le están colocando una prótesis en su rostro debido a que quedó desfigurado. El niño tiene 52 perdigones en la cara, ocho en un ojo y cuatro en el otro“, dijo Ramírez.

Indicó que la evolución postoperatoria ha sido satisfactoria, “aunque lamentablemente informamos que la visión quedó completamente perdida”, confirmó.

Señaló además que un equipo multidisciplinario integrado por otorrinolaringologos y psiquiatras está atendiendo minuciosamente al joven para evaluar impactos.

 

Dos policías detenidos

Javier Useche Blanco y Henry José Ramírez son los dos Politachira detenidos por presuntamente ser quienes dispararon al rostro del adolescente de 16 años durante una protesta por falta de gas en Táchira, ocasionando que el joven perdiera ambos ojos.
Así lo reportó el periodista Román Camacho, vía Twitter.

“Detienen a funcionarios de Politachira, Javier Useche Blanco y Henry José Ramírez,por presuntamente ser quienes dispararon al rostro de Rufo Antonio Chacón, de 16 años, ocasionando la pérdida de ambos ojos”.

De igual manera Camacho indicó que, al parecer, también son responsables de golpear a un joven de 14 años en esa misma protesta.

Palabras clave
, , ,

NOTICIAS SUGERIDAS

Cargando...

Comente