Quien lo hizo es un animal

Asesinan a golpes a una bebé de siete meses

mara
18 de julio, 2016 - 8:33 am
Génesis Rosario / [email protected]

Funcionarios del CICPC, interrogaron a Emily Sulbarán, madre de la niña asesinada, y a Ingrid Montiel, madre del presunto asesino, para comenzar las investigaciones

Foto: Wilmer Cubillán

Maracaibo — La vida de Ana Isabela Sulbarán Jiménez, un pequeño ángel, de tan solo siete meses de edad fue arrebatada de manera cruel e injusta, la tarde de este sábado, luego de que su padrastro, apodado «El Guajiro», presuntamente la golpeara salvajemente y abusará sexualmente de ella.

El terrible crimen se registró dentro de una humilde vivienda, ubicada en la calle 33A del barrio Balmore Rodríguez I, parroquia Ildefonso Vázquez.

Emily Marcelina Sulbarán (25), madre de la menor, indicó que dejó Ana Isabela y sus otros tres niños, al cuidado de su cuñada, «mientras iba a casa de su padrastro a buscar un dinero».

«Cuando yo regresé la encontré arropada y acostada en la cama, por eso, me vestí y salí a la esquina, donde estaban celebrando a la Virgen del Carmen… Fue como a las 10:00 de la noche que me avisaron que mi hija estaba muerta, yo la agarré y la llevé al hospital», detalló la progenitora a las afueras de la medicatura forense.

¿Verdad o mentira?

Una vecina, quien prefirió mantener el anonimato relató que Emily salió de la casa de Javier Atencio (22), alias «El Guajiro», desde la mañana del sábado; «cuando ella regresó no entró a su casa, se quedó en la esquina bebiendo (…), fue como a las 12:00 de la noche que, Ingrid Montiel, madre del «Guajiro», buscó a una vecina para que revisara a la niña, porque no se movía, la vecina fue a buscar a Emily a la fiesta donde estaba bebiendo y le dijo lo que pasaba, ella vino corriendo y salió con la niña en brazos para el hospital».

Una fuente cercana destacó que la menor ingresó a la emergencia del Hospital Universitario de Maracaibo sin signos vitales y el galeno que se encontraba de guardia manifestó que Ana Isabel presentó signos de violencia física y sexual.

Esta información aún no ha sido confirmada por el médico forense.

La madre de «El Guajiro» aseguró desconocer que fue lo que le pasó a la pequeña, ya que ella había salido para un velorio y cuando llegó le dijeron que la niña estaba dormida.

Corazón frío

Montiel con un tono de voz monótono y una expresión aburrida, contó que su hijo salió de su casa como a las 4:30 y que al salir indicó que «no molestaran a la bebé, porque él la había alimentado, bañado y luego la acostó a dormir».

La niña se encontraba en su cama envuelta en una manta, la madre del «Guajiro», quien detalló que la fallecida no «era nada suyo», la revisó como a las 10:00 de la noche y como encontró a la menor muy rígida y sin respiración le avisó a su mamá.

«No sé dónde está, él salió y aún no ha regresado», dijo cuándo se le preguntó por el paradero de su hijo. Trascendió que la familia ha intentado comunicarse por teléfono con Atencio, pero ha sido imposible, «no ha respondido las 20 veces que lo hemos llamado», detalló un pariente en la morgue de LUZ.

Los cuerpos de seguridad del estado están tras la pista de Atencio, quien se encuentra desaparecido desde la tarde del sábado, cuando salió de la casa sin decir para donde iría.

BEBE-VIOLADA-MUERTA-CUBILLÁNNegligencia

La progenitora de Ana Isabela aseguró que Atencio era violento con ella y hasta le había pegado en varias ocasiones, pero no con su hija «hace cuatro meses que vivimos juntos, nunca le había pegado a la bebé, bueno yo no lo vi nunca que le pegaba, yo no pensé que podía hacer algo así», aseguró.

Sulbarán es madre de otros tres niños, todos de padres diferentes, nadie supo dar referencias sobre el progenitor de la niña asesinada.

Cuando el cuerpo sin vida de la niña llegó a la medicatura forense, Emily, lloró y gritó desconsolada por su bebé, como un cántico sin fin, repetía «esa es mi bebé», mientras una tía de la niña, por parte de madre, gritaba más fuerte «mentirosa, eres una mentirosa, a vos no te duele nada», la mujer no quiso aportar ninguna información a la prensa, pero se mostró muy dolida por la muerte de la pequeña.

Padrastro violó y mató a Dayeimis

El caso más reciente y que estremeció a los marabinos, fue la muerte de Dayeimis Sofía Benítez Pinto, niña de un año y 10 meses de edad, quien fue asesinada el pasado 6 julio, en el barrio Santa Inés.

Por este caso la progenitora de 17 años y su pareja, Javier Antonio Mora Valbuena (19), fueron privados de libertad. El día antes mencionado la niña ingresó a un centro de salud, con varios hematomas en el cuerpo, aunque intentaron salvarle la vida, la pequeña perdió la batalla. La autopsia reveló que había sufrido abuso sexual desde y maltrato físico desde hace varios meses.

NOTICIAS SUGERIDAS

Cargando...

Comente