Un nivel de ejercicio aeróbico moderado es muy bueno

Que estáis esperando…El ejercicio ayuda a mantener a raya el colesterol y la presión arterial

heart_conditions_mh_MAC-4
14 de marzo, 2019 - 3:19 pm
Agencia

Cuando el año pasado la Dra. Elizabeth Crocco cumplió 50 años, tomó la decisión de ponerse en forma. Estaba obesa y se sentía cansada todo el tiempo pero no sabía dónde empezar.

EE.UU- Cuando el año pasado la Dra. Elizabeth Crocco cumplió 50 años, tomó la decisión de ponerse en forma. Estaba obesa y se sentía cansada todo el tiempo pero no sabía dónde empezar.

“Tenía miedo de empezar a hacer ejercicios por mi cuenta dada mi edad y además hacía mucho tiempo que no me ejercitaba”, dijo Crocco, psiquiatra geriátrico de UM Miller School of Medicine. “Tenía miedo de lastimarme la espalda o una rodilla”.

De manera que en septiembre del año pasado se apuntó al Programa de Ejercicios Supervisados del Fitness and Wellness Center de UM. El programa dura 12 semanas y está localizado en el campus de UHealth Civic Center. Para participar hace falta que un médico le de la aprobación y ofrece una evaluación a fondo, supervisión regular de los signos vitales, la función metabólica y las medidas del cuerpo.

Una vez realizado todo lo anterior se diseña una rutina de ejercicios para cada participante según sus necesidades individuales.

“Me siento súper bien”, dijo ella. “El nivel de energía que tengo es increíble. Incluso puedo dormir mejor”.

Los beneficios del ejercicio están muy documentados, incluyendo el control de la presión arterial y el colesterol, dos de los factores que más contribuyen a enfermedades del corazón, la mayor causa de muerte entre mujeres y hombres en los Estados Unidos.

La enfermedad coronaria, la acumulación de placa en las arterias, es el tipo más común de enfermedad del corazón y es responsable de 1 en 7 muertes, siendo la causa de que más de 366,800 personas mueran anualmente, según la Asociación Americana del corazón.

Otros factores de riesgo incluyen el historial familiar, diabetes, fumar, obesidad y un estilo de vida sedentario.

El ejercicio puede prevenir la enfermedad del corazón ya que aumenta el HDL o colesterol “bueno”, que se ocupa de lleva la grasa de las arterias al hígado para ser procesada. El ejercicio también puede bajar el LDL o colesterol “malo”, la presión arterial y el azúcar en la sangre.

Entre las guías que propone el American College of Sports Medicine (Colegio Americano de Medicina Deportiva) se recomienda 150 minutos de actividad de intensa a moderada semanalmente como por ejemplo caminar rápido, correr, nadar, y montar bicicleta. Cualquier actividad que haga al corazón latir más rápido ayuda.

 “Un nivel de ejercicio aeróbico moderado es muy bueno para la salud del corazón”, dijo el Dr. Tarak Rambhatla, cardiólogo de Baptist Hospital Miami Cardiac & Vascular Institute. “No recomiendo empezar con un programa de alto rendimiento si no ha hecho ejercicios en buen tiempo. Es más recomendable empezar con ejercicios de bajo impacto e ir aumentando”.

Rambhatla recomienda que aquellas personas a riesgo de desarrollar una enfermedad del corazón que al menos se realicen una evaluación médica antes de comenzar a hacer ejercicios. En su practica el utiliza una serie de herramientas para evaluar la condición del corazón, incluyendo un EKG, electrocardiograma, un CT del corazón, un examen de calcio en las arterias y varios de exámenes de estrés.

Pacientes de alto riesgo, como aquellos que tienen un historial familiar de ataques al corazón o muerte súbita del corazón, definitivamente deben considerar exámenes más avanzados antes de comenzar un deporte o programa de ejercicios. El Dr. Robert J. Myerburg, cardiólogo de la Universidad de Miami (UM) Miller School of Medicine, comenzó una clínica que se especializa en pruebas genéticas para evaluar a personas que están a riesgo de sufrir un ataque súbito al corazón, incluyendo atletas.

NOTICIAS SUGERIDAS

Cargando...

Comente