Un vocación de por vida

Servidores Marianos: «Fe zuliana»

26 de octubre, 2016 - 8:20 am
Rafael Rivas / [email protected]

El liquiliqui representa la pureza, el quepi azul representa el cielo, la pureza más cercana al cielo está en los hombros del hombre que lleva a la madre de Dios

Foto: Alfredo Chinaleong

Maracaibo — Vestidos del color de la pureza, el blanco, llevan en sus hombros a la madre de todos los zulianos en su encuentro con su pueblo, los Servidores de María no solo son los encargados de la procesión de la Virgen de Chiquinquirá, son los guardianes de la Basílica y sus feligreses.

Hoy por hoy los servidores marianos suman en sus filas 900 miembros de todas las edades, sin embargo, ser un servidor es un estilo de vida enmarcado en una fuerte fe y doctrina espiritual.

Este sábado, 29 de octubre, la Santa Madre de los zulianos se reunirá con su amado pueblo

Este sábado, 29 de octubre, la Santa Madre de los zulianos se reunirá con su amado pueblo

«Nosotros no solo somos servidores de la virgen cuando nos ponemos el liquiliqui y llevamos a la Santa Madre en los hombros, nosotros llevamos el mensaje de la Virgen en nuestra mente, corazón y nuestro diario acontecer, es por eso que todo el tiempo sentimos que tenemos el traje puesto porque somos hijos de María y como buen hijo no repudiamos de nuestra madre al salir de la casa», expresó Jorge Vílchez, presidente de los servidores de María.

Los aspirantes pasan por diferentes filtros y una educación religiosa antes de ser juramentados como servidores de la Virgen.

«Por lo general los niños que aspiran a ser servidores son hijos de un servidor o una hija de María, claro está, siempre hay niños que son los primeros en su familia que se integran a los servidores y aunque muchos no lo crean esto cambia completamente el núcleo familiar porque los padres también se convierten en servidores y garantes de las culturas religiosas en la comunidad», resaltó Eleuterio Cuevas, párroco de la Basílica de nuestra señora de Chiquinquira y San Juan de Dios.

Luego de ser iniciados los servidores de María siguen su educación religiosa lo que les permite avanzar y crecer en la fe, en lo personal y dentro de la institución.

Los Servidores de María se clasifican en tres secciones: San Juan de Dios que son los niños, San Antonio que son los adolescentes y adultos y Los Decanos que son las personas mayores que ya por su avanzada edad no pueden llevar a la virgen en procesión, pero siguen dentro de la institución como maestros y guías de los más jóvenes.

«Ser un servidor de María es una entrega de por vida, uno nunca deja de servir a la santa madre y siempre estamos aprendiendo más del amor de nuestra madre», expresó Jorge Vílchez. 

Historia

Los primeros Servidores de María eran hombres que trabajaban descargando los cargamentos de las embarcaciones que llevan al puerto de Maracaibo y que por su fuerza física eran idóneos para cargar en sus hombros el nicho de la Chinita.

Por lo general estos hombres llegaban a la procesión luego de una ardua jornada laboral, por lo que llegaban con los ropajes rotos y muchas veces con el torso descubierto por lo cual se les colocaba una manta blanca para cubrirlos. No fue hasta el 6 de diciembre de 1901 cuando el Padre Antonio María Soto cuando se reuniera con Idelfonso Medina, Manuel Jiménez, Amable Chávez, José del Carmen Bracho, José Manuel Hernández, Maximiliano Villalobos y juntos crearon la Asociación Servidores de María.

Comente