Inspeccionan sucursal de Cargill de Venezuela

1495_4_01
16 de enero, 2015 - 12:11 pm
Redacción Diario Qué Pasa

Trabajadores de Herrera C.A. apostados en las afueras de la empresa, solicitan derecho a laborar y la liberación de 11 trabajadores detenidos en el estado Falcón.

Maracaibo — En la planta Cargill de Venezuela, situada al sur de Maracaibo, se inició la inspección y fiscalización por parte de la Superintendencia Nacional para la Defensa de los Derechos Socioeconómicos (SUNDDE), en horas de la tarde del miércoles, donde se detectó presunto acaparamiento, según lo informó el secretario de Gobierno regional, Billy Gasca.

«Están en revisión de inventarios; aún esperamos el acta definitiva, pero por los productos encontrados en el almacén, existe la presunción de acaparamiento; de ser así, esos rubros saldrán a la calle. Al finalizar el procedimiento se establecerán las responsabilidades de los hechos», dijo Gasca.

Cabe indicar que Cargill de Venezuela, produce en su sede ubicada en la calle 8A con avenida 61C; pastas (Ronco, Florentina y Mi mesa), harina Blancaflor, aceite Vatel en la presentación vegetal y soya; estos dos últimos rubros llevan semanas sin encontrarse en los comercios, tal como lo señaló el secretario de Gobierno.

«Hay dos productos que tienen almacenados y que desde el mes de diciembre no se ven en los anaqueles», agregó.

Herrera C.A.

El secretario de Gobierno del estado Zulia añadió que se continúa con el procedimiento de comiso en la distribuidora Herrera C.A., donde ya se procedió a pasar los bienes muebles a la junta administradora establecida por el Ejecutivo nacional.

«Herrera C.A. es una firma mercantil; existe la presunción que determinarán los órganos competentes con los elementos probatorios, sobre la existencia de capital en un paraíso fiscal en Barbados con una accionista que, al parecer, tiene vínculos con la oposición venezolana», explicó Gasca.

QUÉ PASA constató que desde el miércoles las cadenas de supermercados comenzaron a recibir los productos decomisados en Herrera C.A., «el 80% irá a los comercios privados, con el fin de elevar en un 50% el abastecimiento de los supermercados en la región», refirió Gasca.

El funcionario recordó que se mantiene la lucha contra el «bachaqueo» con los operativos del Servicio Administrativo de Identificación, Migración y Extranjería (Saime), para depurar las colas de indocumentados, así como mantener el patrullaje para impedir la permanencia nocturna en los establecimientos, con el fin de evitar la alteración del orden público.

Reuniones con privados

En cuanto  a los avances que ha dejado las mesas de trabajo con cadenas comercializadoras, realizados durante los últimos tres días, Gasca destacó  que el Gobierno regional y las empresas privadas continúan trabajando en conjunto para seguir creando mecanismos en pro de lograr el abastecimiento adecuado para la colectividad.

«Acordamos un sistema de producción especial de las cadenas avícolas a estos supermercados automatizados para poder satisfacer la demanda de la población, igualmente vamos a revisión profunda de las trazas compra de personas de manera repetitiva, estudiando la posibilidad que estas personas sigan en la cola, lo elevaremos al gobernador para que en las próximas horas podamos implementar y alcanzar el objetivo primordial que es el acceso de las personas a los bienes y servicio que se comercializan en supermercados, carnicerías, abastos, etc.», resaltó.

Vendedores de Herrera C.A. niegan acaparamiento

San Francisco — Veintiún trabajadores pertenecientes a la fuerza de ventas de la distribuidora Herrera C.A., se apostaron ayer a las afueras del galpón para obtener respuestas de su destino laboral.

Orlando Pérez, supervisor de ventas, dijo no estar de acuerdo con la medida implementada por el Gobierno nacional, pues aseguró que los productos que allí se encontraban no estaban acaparados, sino que esperaban ser distribuidos a la red de supermercados de gran amplitud, como Enne, Centro 99, Súper Tiendas Latino y De Cándido, pero por un retraso en el reintegro de los distribuidores o fleteros, la mercancía aún se encontraba en la instalación.

Dania Delgado, también trabajadora del área de ventas, comentó que la mercancía era procedente de Procter & Gamble, empresa que le despacha a Herrera C.A. en calidad de operador logístico, y ya estaba facturada para su entrega.

Con pancartas, los vendedores manifestaron su apoyo a los propietarios de la empresa y aseguraron que lo único que piden es que se les garantice el derecho al trabajo.

También solicitaron la liberación de unos 11 compañeros que laboran en la sucursal del estado Falcón.

Entretanto, en el galpón continúan destacados los efectivos de la Guardia Nacional Bolivariana y funcionarios del Cuerpo de Policía Bolivariana del estado Zulia, quienes resguardan el proceso de carga y distribución a las diferentes zonas donde se venderán los artículos.

Fotos: Ana E. Moreno/Carmen Salazar

Comente