Decano de Veterinaria pide que se cumplan las leyes

GNB y Polimaracaibo se hacen los sordos ante contrabando de animales

REG - 160317 - DIRECTOR FACULTAD VETERINARIA - LUZ - H GODOY (4)
17 de marzo, 2017 - 10:03 am
Herwin Godoy Briceño [email protected]

Rodríguez aseguró que aunque los veterinarios están en la obligación de atender a los animales silvestres que lleguen a sus consultas lo ideal es que existan refugios para los mismos
Foto:  Herwin Godoy

Maracaibo — Al parecer los organismos de seguridad de la región han preferido guardar silencio, antes que afrontar la realidad de inseguridad y contrabando que vive el centro de la ciudad, específicamente el mercado Las Pulgas.

Desde esta redacción seguimos esperando la respuesta de la Guardia Nacional Bolivariana si no es por entrevista que sea de acción efectiva específicamente de la Guardería Ambiental, quien tiene competencia sobre los delitos ambientales, como el de la compra y venta de animales silvestres y en vías de extinción.

De la misma forma ha actuado la Brigada Ambiental de Polimaracaibo, dirigida por el general Rubén Ramírez Cáceres, quien obviando la noticia-crimen publicada por este rotativo y de la cual se hizo eco el diario El Nacional en su versión web, no ha procedido en 72 horas a desmantelar estos   puestos de venta ilegal.

Lo grave de la situación radica no solo en el hecho del maltrato animal que sufren los monos araguatos, onzas o las distintas clases de ave, que de por sí es un delito grave, sino que además estos animales pueden traer enfermedades que afecten a los animales domésticos y al propio ser humano, pudiendo causar en algún momento una epidemia que afecte a la población zuliana.

Habla el experto

QUÉ PASA continúa tras la búsqueda de respuestas de las autoridades y expertos que hablen sobre esta realidad que debe acabarse, por eso se dirigió a la Facultad de Veterinaria de LUZ para escuchar a su decano José Manuel Rodríguez.

La autoridad universitaria comenzó haciendo un llamado tanto a las autoridades competentes como a los ciudadanos, para hacer cumplir las leyes que impiden que estos animales que deben vivir en sus hábitat naturales tengan que sobrevivir en las ciudades.

«El problema radica en que en nuestra región no hay refugios para la fauna silvestre rescatada, lo que trae un problema adicional para poder rescatarlos y devolverlos a su verdadero ecosistema», acentuó el experto.

Rodríguez añadió que el querer domesticar a un animal silvestre como el mono araguato es un acto de irresponsabilidad «si se compra en el mercado negro» solo se justifica si el animal es rescatado siendo un cachorro, de alguna finca donde se haya producido una deforestación y la madre haya huido.

Aseguró que los primates pueden ser portadores de virus como el de la rabia y venir con esta en período de encubación desde su hábitat natural y luego transmitirlo a los perros, gatos o seres humanos.

Lo ideal es que al espécimen encontrado sin vida en el mercado Las Pulgas se le hubiera realizado algún estudio para descartar cualquier patología contagiosa, como posible causa del deceso, indicó Rodríguez.

Lea también:

http://www.quepasa.com.ve/regionales/en-las-pulgas-venden-monos-sin-que-nadie-diga-ni-haga-nada/

 

Comente