Entrevista exclusiva con el Defensor del Pueblo

Confirman que hay VIH, tuberculosis y escabiosis en el Retén de Cabimas

file_20160202123620
13 de enero, 2017 - 7:41 am

En razón del testimonio de un exreo de Cabimas, publicado por este diario, donde denunciaba las irregularidades que se viven en este centro penitenciario, Qué pasa se acercó a la Defensoría del Pueblo en Maracaibo, para obtener respuestas, aquí se la presentamos

Foto: Agencias

Maracaibo-Montones de situaciones de insalubridad son las que viven los privados de libertad, que hacen vida en el Centro de Arrestos Preventivos de Cabimas, mejor conocido como el retén de Cabimas. VIH, tuberculosis y sarna son las  enfermedades que más abundan en el recinto en cuestión.

Además, el lugar cuenta con privadas de libertad embarazadas,  y un interno que funge como bedel y recoge las heces de sus compañeros con las manos, sin ningún tipo de protección. No bastando con todo lo anterior, los internos deben dormir unos encima de los otros prácticamente.

Para verificar la información de las penurias que tienen que padecer los que caen presos, el equipo reporteril de QUÉ PASA realizó una entrevista al Defensor del Pueblo en el estado Zulia, Doctor Aristóteles Torrealba, quien sin titubeo, reveló lo que acontece en los retenes, calabozos policiales, cuarteles y comandos militares de la entidad.

Foto: Aristóteles Torrealba, Defensor del Pueblo

Foto: Aristóteles Torrealba, Defensor del Pueblo

¿Es cierto que hay tuberculosis y sarna en el retén de Cabimas?

No solo  tuberculosis y escabiosis, también hay privados de libertad con el Virus de la Inmunodeficiencia Humana (VIH) e internas embarazadas. La situación que se vive en las sedes de detención en toda la región zuliana, atentan contra los Derechos Humanos (DDHH).

Los privados que sufren estas afecciones no cuentan con servicio de enfermería, ni ningún tipo de asistencia médica e higiene que evite contaminar a sus compañeros. La principal razón es la falta del recurso hídrico, nunca tienen agua.

¿Tiene conocimiento que por la falta de agua, los privados recogen el excremento con las manos?

Si por supuesto, eso se une a todo lo que anteriormente señalé. Los internos no cuentan con las condiciones necesarias para cubrir sus necesidades, razón por lo cual se han originado todas estas enfermedades y la fácil posibilidad de que otros se contagien.

¿De quién es la responsabilidad?

Desde el año pasado se han realizado varias reuniones con las distintas autoridades de la región, entre ellas la Gobernación, Fiscalía Superior del Ministerio Público,  Secretaría de Seguridad Ciudadana y el Ministerio del Poder Popular para el Servicio Penitenciario, pero aún no se han resuelto los problemas, ya que ninguno de los organismos mencionados, toman una determinación favorable.

¿Sobre el hacinamiento que nos puede decir?

A nivel nacional existen al menos unos 36 mil privados en condiciones de hacinamiento, pero te pudiera decir que en el Zulia hay alrededor de 7 mil.

Solamente el Retén de Cabimas, que tiene capacidad para 250 personas, hay 1300 reclusos, quintuplicando la cantidad de reos.

Por ejemplo, los cuarteles y comando militares que se encuentran en el municipio Guajira, Rio Limón existe un amontonamiento del doble de la capacidad que tienen los calabozos de dichos lugares.

Asimismo, en Santa Bárbara, en el Sur del Lago hay 700 personas en situaciones similares y solo caben 150. En el caso de la sede del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (CICPC), ubicada en Maracaibo en la avenida Sabaneta, están aprehendidos unos 100 individuos y las instalaciones están destinadas solo para albergar unas 20 o 30. Torrealba destacó que hasta en el área de vehículos de la policía científica hay hacinamiento, ya que hay alrededor de 70 presos, donde únicamente entran 25.

El titular sentenció que la situación es tan grave que los presos duermen en el techo del retén y aseveró que también le ha participado y hecho hincapié del problema, al Defensor del Pueblo a nivel nacional, Doctor Tarek William Saab.

Finalmente destacó que aunado a los inconvenientes antes expuestos, además existe el problema de los traslados de los detenidos que se encuentran en los distintos calabozos hacia los Tribunales.

En este sentido, manifestó que los privados no son llevados a las audiencias porque según versión de voceros de los diferentes cuerpos de seguridad, estos no cuentan con unidades móviles (patrullas) para ejecutar los traslados.

Sin embargo, según el Defensor en el Zulia, algunos detenidos y sus familiares han denunciado que los funcionarios les cobran para llevarlos a la corte.

 

 

 

Palabras clave
,

Comente