«Formar con amor queremos, formar con calor no podemos»

Comunidad de la Escuela Joaquín Esteva protestó por precarias condiciones

3A
18 de octubre, 2017 - 9:08 am
Reinel Meleán/[email protected]

Ya hace más de cuatro meses que esta escuela fue víctima del hampa y aún no recibe repuestas

Foto: Dayana Espitia

Maracaibo – Desde tempranas horas de ayer martes los representantes y docentes de la Escuela Básica Dr. Joaquin Esteva Parra, ubicada en la avenida 16 Socorro, con 89B con Delicias, cerraron la calle mencionada, como medida de protesta por la situación irregular  que se viene presentando en el plantel.

Esta casa de estudios que cuenta con una matrícula de 580 alumnos y que ofrece educación a nivel de preescolar, primaria y secundaria, ha sido víctima de la delincuencia desde el año pasado, situación que los mantiene azotados con robos de computadoras y artefactos que pertenecen a la institución educativa para su uso diario.

Adegny Leydenz, director de la institución, destacó que desde hace ya más de 4 meses los antisociales robaron toda la electricidad de la institución (brekera, apagadores, cableados), además de 2 aires acondicionados split, por lo cual no han podido iniciar las clases debidamente como corresponde.

Sin herramientas

Del mismo modo, resaltó «la falta del servicio de agua potable; no llega desde hace más de 2 meses, esto afecta al aseo de la escuela, los baños están insalubres», expresó el directivo.

Por su parte, Mariángeles Boscán, representante del colegio, manifestó que teme enviar a su niña por miedo a que se vaya a enfermar, «ya han sido varios niños que han presentado infecciones en la orina por no tener dónde hacer las necesidades básicas, por eso estamos aquí y hasta que no nos solucionen, no nos quitaremos de aquí», advirtió la representante.

Mientras que María Sánchez, igualmente representante de la institución, refirió «Nosotros presumimos que estos robos se llevan a cabo por parte de los mismos grupos de delincuentes de la comunidad».

Promesas incumplidas

Según Josué Oquendo, docente de educación especial de la escuela, el consejo comunal logró que funcionarios de la Gobernación del estado hicieran presencia en la institución, para cerciorarse sobre la situación denunciada. Vinieron e inspeccionaron la escuela y se comprometieron con nosotros a realizar las reparaciones, pero nos quedamos esperando».

Oquendo destacó que «la Autoridad Única de Educación en el Zulia, Neuro Ramírez, quien además cursó estudios en el plantel,  se acercó, ofreció ayudas, pero no las concretó».

Comente