Padrino López: Grupos intentan descontextualizar normas de actuación de las FANB

qpplaceholder
31 de enero, 2015 - 3:16 pm
Redacción Diario Qué Pasa

La resolución 8610 contiene 30 artículos que regulan la actuación de la FANB en manifestaciones públicas

Foto: Agencias

El defensor de los DD HH aseguró que «Resolución 8610 marca un hito positivo de garantía a los DDHH en el control de orden público y manifestaciones».

Caracas — El ministro de la Defensa, Vladimir Padrino López criticó la postura de algunos voceros de la oposición venezolana al querer, a su juicio «descontextualizar» la verdadera intención de la resolución 8610 publicada en Gaceta el pasado 27 de enero, sobre la actuación de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB) en funciones del control del orden público, la paz social  y la convivencia ciudadana en reuniones públicas y manifestaciones tal como lo estipula el texto.

Según refirió el ministro «se han dedicado a extraer y a descontextualizar ese documento hermosísimo de profundo respeto a los DD HH, a la vida y a los manifestantes incluso», expresó desde una entrega de recursos y condecoraciones a efectivos militares.

Distorsión

El ministro de la Defensa rechazó que algunos sectores del país estén jugando a quebrantar la paz. «Hemos visto por allí una campaña de desinformación, de ataque deliberado contra Venezuela, sus funcionarios y sus instituciones», dijo y exhortó a dejar de generar zozobra desde las redes sociales.

Antecedentes

Padrino López explicó que desde finales del año 2014 estaban revisando junto a la Defensoría del Pueblo, el Ministerio Público, el Consejo de Derechos Humanos, Ministerio de Interior y Justicia,  entre otros, sobre la actuación de la FANB en materia de orden interno. «Nos dedicamos a delinear paso a paso lo que tiene que ver con la actuación de la FANB en materia de orden interno y específicamente de orden público», detalló.

Ajuste a los tiempos

Indicó que tras los hechos violentos ocurridos a principio del año 2014 y remontándose al pasado con las acciones del 27 de febrero de 1989. «Me dije, hay que revisar de una vez por todas y escribir sobre el papel de la Fuerza Armada, sobre todo en esta materia en específico», sostuvo.

Por su parte, el defensor del Pueblo, Tarek Williams Saab, aclaró que la resolución es clara cuando señala en su artículo 15, numeral 9: «No portarán ni usarán armas de fuego en el control de reuniones públicas y manifestaciones pacíficas, a menos que, por la necesidad y la proporcionalidad de los medios empleados para contrarrestarla, sea necesario su porte».

Recordó que la resolución de Min-Defensa, que norma la actuación de las FANB en el control del orden público, es muy clara sobre el uso progresivo y diferenciado de la fuerza y establece que la finalidad de la actuación del funcionario es «proteger los derechos humanos y garantías en manifestaciones».

Le respondió a la MUD

Saab respondió a la posición asumida por varios dirigentes opositores, entre ellos Delsa Solórzano y Ricardo Sánchez, quienes afirmaron que con dicha resolución se estaba aprobando la pena de muerte y que el uso de armas en manifestaciones era ilegal e inconstitucional.

Solórzano, coordinadora de la Comisión de Derechos Humanos de la Mesa de la Unidad Democrática, afirmó en una rueda de prensa este jueves que el texto publicado pretende establecer el control militar en el orden público,  basando esta declaración en el artículo 22 de la referida resolución donde citó que se permite: «El uso de  la fuerza potencialmente mortal, bien con el arma de fuego o con otra arma potencialmente mortal».

Solórzano omitió no solo los cinco numerales anteriores que explican el uso progresivo y diferenciado de la fuerza, sino el inicio del apartado número siete que explica la violencia mortal: «Creación de una situación de riesgo mortal, frente al cual la funcionaria o funcionario militar, aplicará en método del uso de la fuerza potencialmente mortal, bien con arma de fuego o con otra arma potencialmente mortal».

El defensor dejó en claro que la resolución 8610 describe en su artículo 23 los criterios para graduar el uso de la fuerza física, como lo son la proporcionalidad, la progresividad y la minimización y es tajante cuando «define la actuación del funcionario ante una situación de «riesgo mortal»,  que amenace su vida o la de terceros.

Precauciones

El apartado número 3 del artículo 15 de la Resolución refiere: «Que los funcionarios deberán extremar las precauciones para el uso de agentes químicos es forma estrictamente localizada (…) en inmediaciones de edificaciones que congreguen mayor riesgo de sufrir consecuencias como geriátricos, hospitales, escuelas, colegios y liceos (…) y se abstendrán de propulsarlos directamente contra las personas».

Mala fe

Por otro lado, el defensor de los DD HH y excomisionado presidencial para el Desarme, Pablo Fernández, escribió varios tuit: «Ignorancia, analfabetismo, mala fe o todo junto a quienes califican desde Chacao de «neonazi» la resolución 8610», «pocos países cuentan con normas tan claras como la aprobada para regular la fuerza pública en el control de manifestaciones»; «ataques irracionales a la resolución 8610 evidencia supina ignorancia en DDv HH de la verborrágica MUD», «resolución 8610 marca un hito positivo de garantía a los DD HH en el control de orden público y manifestaciones».

Machado respondió

Siguiendo con la corriente de desacuerdos, la exdiputada y dirigente de oposición María Machado, acompañada por el alcalde metropolitano, Antonio Ledezma y el dirigente de Voluntad Popular, Freddy Guevara, enviaron un mensaje a la Fuerza Armada Nacional Bolivariana desde la sede del partido Vente Venezuela.

«La resolución Nº 8610 dictada por el Ministro de la Defensa, mayor general Vladimir Padrino López, es violatoria del artículo 68 de la Constitución, el cual reconoce el derecho de manifestación y prohíbe expresamente el uso de armas de fuego y sustancias tóxicas en el control de manifestaciones pacíficas», manifestó Machado en referencia al documento.

«Mensaje a la FANB»

Los opositores señalaron que consideran su deber enviar un mensaje a la Fuerza Armada Nacional Bolivariana, como institución fundamental de la República.

Luego de exponer su visión de la realidad del país, expresaron: «Frente a esta realidad, la respuesta del Ministro de la Defensa tendría que ser la de impulsar una rigurosa y transparente investigación para esclarecer los hechos y salvaguardar el honor de la FANB (…) Por el contrario, su reacción ha sido la de amenazar con voltear las armas de la República en contra de los ciudadanos que manifiesten su descontento».

Recalcaron que la disposición legal y ya vigente. «Es un intento burdo, inaceptable e indigno por parte del ministro de la Defensa, de colocar a la institución armada al servicio de los intereses del régimen y del PSUV en la represión del descontento masivo que expresa el pueblo venezolano. Este régimen ha intentado destruir la institución militar mediante la creación de grupos paramilitares, el deterioro del apresto operacional, la creación de la inconstitucional Milicia Nacional y la división política e ideológica interna».

«La FANB no tiene la misión de reprimir a la población civil. La Fuerza Armada Nacional Bolivariana constituye una institución esencialmente profesional, sin militancia política, organizada por el Estado para garantizar la independencia y soberanía de la Nación y asegurar la integridad del espacio geográfico, mediante la defensa militar, la cooperación en el mantenimiento del orden interno y la participación activa en el desarrollo nacional, de acuerdo con la Constitución. La mencionada cooperación no es en ningún caso en materia de orden público».

Asimismo advirtieron que «La violación de derechos humanos y en este caso el uso de fuerza militar contra civiles, es un delito de orden internacional, no prescribe y no es protegido o justificado por haber cumplido órdenes superiores».

Fiscalía se reunirá con juristas

La fiscal general de la República, Luisa Ortega Díaz, tiene previsto reunirse con su equipo de juristas para analizar el alcance de un decreto que autoriza el uso de armas de fuego por parte de los cuerpos de seguridad en las manifestaciones.

Durante una entrevista, Ortega Díaz aclaró: «No es que estoy aceptando o no la resolución», al tiempo que insistió que ella no ha emitido ninguna opinión. «En la mañana de hoy (ayer) me voy a reunir con un equipo de juristas y cuando la tenga la voy a emitir».

Reiteró que como fiscal general conoce la Constitución y el artículo 68 que señala expresamente que en las manifestaciones no puede haber armas de fuego.
Hasta el cierre de esta edición la fiscal no había emitido su opinión al respecto.

Vladimir Padrino López, general en jefe de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana

María Machado, Antonio Ledezma y Freddy Guevara emitieron un comunicado en respuesta a la FANB

Comente