El candidato del PSUV a la Alcaldía cree que la gente «está hastiada de la política»

Casanova: «En Maracaibo hay intereses económicos en manos de un grupo»

4A
18 de noviembre, 2017 - 9:12 am
Ricardo Serrano/[email protected]

Una de sus propuestas más reiteradas es la lucha contra el «bachaqueo». «No se pueden vender medicinas ni productos en una mesita y menos al triple de su precio», reclamaFoto: Cortesía

Maracaibo – Willy Casanova, candidato del Partido Socialista Unido de Venezuela (PDVSA) a la Alcaldía de Maracaibo, comienza a tomar partido de su agenda de campaña y ya emprende acciones basadas en las propuestas que ha enarbolado durante su carrera rumbo a las elecciones municipales del 10 de diciembre.

En entrevista a QUÉ PASA, Casanova explicó concretamente los ejes de acción bajo los cuales se centrará una gestión cuya victoria «está en las manos del PSUV», según ha afirmado en reiteradas ocasiones su compañero de fórmula Omar Prieto, candidato a la Gobernación del Zulia.

Transporte público

Casanova ya materializó su primera medida, aun sin ser alcalde. El candidato informó en exclusiva a este rotativo que concertó la adquisición de una flota de 150 unidades de buses Metromara, popularmente conocidos como los ‹buses rojos›, de los cuales 10 serán traídos a Maracaibo para comenzar a operar el próximo lunes 20 de noviembre y progresivamente distribuir los otros 140 a lo largo de las diversas rutas de transporte público que posee la ciudad.

Detalló que esos autobuses no funcionarán como parte de la línea estatal de transporte Metromara, sino que se los asignará a choferes particulares que devengarán un sueldo y, de resultar electo como burgomaestre, serán contratados por la Alcaldía de Maracaibo.

Aseguró que con esta nueva flota de transporte solventará paulatinamente la falta de unidades en la ciudad y el abarrotamiento que hay en los buses, lo cual ha incrementado la cantidad de usuarios que recurren a las populares ‹chirrincheras› como medio de transporte.

Precisó que atraerá inversión local y extranjera para suministrar recursos a la construcción de una buena vialidad y, a su vez, lograr que haya «retorno de inversión», dijo.

Modelo de gobierno

Al ser consultado sobre cómo planea atender la necesidad de los barrios que, asegura, «se sienten desamparandos y sienten que falta autoridad en Maracaibo», respondió que en su gestión creará lo que llama gobiernos parroquiales, para así empoderar a las comunidades marabinas y orientarlas en la resolución de sus problemáticas cotidianas de salud, alimentación, transporte, servicios públicos, seguridad y educación.

Seguridad

Casanova cree que la aplicación de una «Zona Metropolitana de Seguridad» en coordinación con la Mancomunidad Policial y el Ministerio de Interior y Justicia.

«No puede ser posible que Polimaracaibo tenga solo 460 funcionarios de 3.000 que había antes», dijo. Por ello, anunció que intervendrá la Policía municipal para potenciarla y garantizar seguridad integral y de amplia cobertura en el municipio marabino.

Al respecto, afirmó que con esa medida «se acabará el secuestro y los cobravacunas».

Alimentación

Sobre la problemática que más preocupación despierta en la población actualmente, como lo es la precaria alimentación que padece una gran parte de la ciudadanía, Casanova dijo que en su gestión controlará los mercados municipales, como el de Las Pulgas y Santa Rosalía. Asimismo, otra medida que tomará será el envío de una flota de al menos 20 camiones que busquen y traigan arroz, trigo, granos, verduras, frutas y productos de otros estados del país.

Desarrollo

Aseguró que para lograrlo, impulsará el turismo y la industria hotelera. En cuanto a la realidad económica, Casanova dice que en la ciudad «hay intereses económicos en manos de un grupo» que han hecho que el capitalismo prime en la economía regional y nacional, por lo cual, a su juicio, el modelo socialista «apenas está emergiendo».

«No hay grupos de presión detrás de mí», aclaró. Dijo que no debatiría temas políticos con su rival opositor porque, asegura, no es su problema. «Mi problema es la gente», aseveró.

NOTICIAS SUGERIDAS

Cargando...

Comente