Carta Abierta

Libertad para Leocenis García

leocenisgarcia2
30 de agosto, 2016 - 10:45 am
Gaston Guisandes López / Editor del Diario QUÉ PASA

De la lectura del expediente y del conocimiento directo de los hechos, así como de la continuada permanencia de Leocenis García en el país desde que se inició el muy cuestionado, jurídica y moralmente proceso contra el periodista y el ciudadano, se colige su decisión de enfrentar el juicio contra él instaurado

Foto: Agencias

Ciudadano señorPresidente de la República y Jefe del Estado,
Nicolás Maduro Moros;
Ciudadana
Fiscal General de la República,
Luisa Ortega Díaz;
Ciudadano,
Presidente de la Sala Penal del
Tribunal Supremo de Justicia,
Maikel Moreno;
Ciudadano,
Defensor del Pueblo,
Tarek William Saab.

Como Comunicador Social, con 54 años en ejercicio de mi profesión, tanto en periódicos, como en radio y televisión y, siendo Vicepresidente Ejecutivo de la Cámara de Periódicos de Venezuela, que afilia a casi 100 periódicos del país, —pero dejando clara e inequívocamente por sentado, que en cuyo nombre y representación no actúo, por ser esta una personalísima gestión de justicia—, me dirijo a ustedes para que, en orden a sus superiores y altísimas responsabilidades, competencias y autoridad, dictaminen cumplir los trámites necesarios para que se ponga en libertad inmediata al ciudadano Leocenis García, periodista de profesión, nacionalmente reconocido como tal y editor de tres periódicos, hoy cerrados por una acción policial y sin que se pudiese saber, a ciencia cierta, de cual autoridad judicial provino la orden de cierre y menos, las causas legales para ello; como vemos un agresión torpe, tonta y sin justificación legal alguna.

De la lectura del expediente y del conocimiento directo de los hechos, así como de la continuada permanencia de Leocenis García en el país desde que se inició el muy cuestionado, jurídica y moralmente proceso contra el periodista y el ciudadano, se colige su decisión de enfrentar el juicio contra él instaurado, pero paralizado sin motivación alguna en una suerte de fraude a la justicia, donde el imputado no solo encara al juez de la causa, sino que pública y notoriamente lo hace frente a la colectividad, con lo cual queda demostrado que su libertad no representa peligro de fuga, circunstancia esta que obligaría al juzgador a imponerle medida cautelar sustitutiva de privación de libertad.

En su momento el juez de la causa le otorgó tal medida cautelar fijándole casa por cárcel, aunque inopinadamente y sin motivación alguna, meses más tarde, revocó la medida; Leocenis García no se encuentra preso por representar un peligro para la sociedad, ni para la excelencia de la ley, sino que motivaciones frívolas, de poco aprecio e importancia inducen la acción de sus enemigos para mantenerlo tras las rejas e impedirle ejercer la Libertad de Prensa y la Difusión del Pensamiento.

Todo cuanto se encuentra oculto por el telón de boca que encubre el caso de Leocenis García, me lleva a pedir la intervención de ustedes, todos en el ámbito de sus superiores competencias, para lograr: primero, la libertad de Leocenis García y, segundo, la reparación moral del daño causado a él, a sus hijos y a sus padres.

Señor Presidente y demás superiores representantes de los invocados poderes del Estado: Leocenis García libre no representa ningún peligro para la sociedad, ni para los poderes del Estado; por el contrario, es una voz de advertencia y denuncia contra quienes, prevalidos del poder, enlodan el gentilicio venezolano, causando con su censurable y perseguible proceder graves males a las instituciones sociales y a las personas; o peor, a la Libertad, la Democracia y el Bien Público y Social.

Gaston Guisandes López 

Editor del Diario QUÉ PASA

NOTICIAS SUGERIDAS

Cargando...

Comente