Santos: Colombia debe seguir a la vanguardia para restablecer la democracia en Venezuela

Proc/JFIF/EFE-Calidad:Muy buena
21 de julio, 2018 - 9:14 am
Con información de Agencias

«Nos duele, nos sigue doliendo, Venezuela», expresó Juan Manuel Santos, presidente de Colombia, durante la instalación del nuevo Congreso neogranadino

Foto: Agencias

Colombia – El presidente colombiano, Juan Manuel Santos, expresó este viernes ante el Congreso su rechazo a la situación que se vive en Venezuela y Nicaragua, países inmersos en delicadas crisis que afectan a la población civil.

Lea más noticias: Venezuela reafirmó su compromiso con la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible

«Condenamos una vez más ese régimen oprobioso que ha producido tanta miseria y somos solidarios con el pueblo venezolano que tanto está sufriendo», dijo el jefe de Estado en la instalación del Congreso elegido el pasado 11 de marzo.

Santos subrayó: «Nos duele, nos sigue doliendo, Venezuela» al referirse a la crisis que vive el país vecino.

El mandatario añadió que los venezolanos que han «buscado refugio» en Colombia han sido recibidos con generosidad, pero de forma ordenada y controlada.

Un informe de Migración Colombia dado a conocer el miércoles pasado aseguró que alrededor de 870.000 venezolanos están viviendo en Colombia de manera regular, en proceso de conseguirlo o de forma irregular y que el éxodo continuará si Venezuela sigue gobernada por el presidente Nicolás Maduro.

Proc/JFIF/EFE-Calidad:Muy buena

«Colombia debe seguir a la vanguardia regional e internacional para lograr el restablecimiento de la democracia en Venezuela», enfatizó.

El Presidente, que entregará el cargo el próximo 7 de agosto a su sucesor, Iván Duque, afirmó: «con la misma vehemencia debemos rechazar lo que sucede en Nicaragua», en donde según fuentes humanitarias han muerto más de 350 personas por la represión del Gobierno de Daniel Ortega.

Alegato por la paz 

Santos se despidió hoy del Congreso con un alegato en favor de la paz con las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) al instalar el legislativo elegido el pasado 11 de marzo en el que por primera vez tienen representación diez miembros de la antigua guerrilla.

Santos, que el próximo 7 de agosto entregará la Presidencia a su sucesor, Iván Duque, se dirigió por última vez al Congreso que hoy inició su periodo ordinario de sesiones, discurso en el que fue aplaudido de pie varias veces, especialmente cuando se refirió a la necesidad de «cuidar la paz» y cuando homenajeó a los miembros de las Fuerzas Armadas y de la Policía.

El mandatario enumeró algunos de los «resultados más visibles» de la paz, como «miles de vidas salvadas, miles de víctimas y heridos que ya no se producen, más inversión, más turismo, más trabajo, más recursos naturales protegidos y más progreso en el campo».

«Por eso hoy les digo -no como presidente saliente, sino como un colombiano más que quiere a su país- a ustedes, congresistas, y al próximo presidente Duque: ¡Cuiden la paz que está naciendo! ¡Cuídenla! ¡Defiéndanla! ¡Luchen por ella! Porque es el bien más preciado que puede tener cualquier nación», exclamó.

Entre los 108 senadores y 169 representantes a la Cámara que asumieron hoy sus escaños en el Salón Elíptico del Capitolio y a los que se refirió Santos estaban diez miembros del partido Fuerza Alternativa Revolucionaria del Común (FARC) en que se transformó la antigua guerrilla tras la firma del acuerdo de paz de noviembre de 2016.

Proc/JFIF/EFE-Calidad:Muy buena

A ellos, que fueron escogidos a dedo por la FARC para que formen su primera bancada legislativa después de más de medio siglo de conflicto armado gracias al acuerdo de paz, dedicó Santos unas palabras de bienvenida tras admitir que «a muchos no les gustará verlos en este escenario del debate y la civilidad».

«Señores congresistas del partido FARC: ahora que han dejado las armas, ahora que han aceptado aportar a la verdad y acogerse a la justicia transicional, ahora que han jurado respetar nuestra Constitución y las normas y principios de nuestra república, Ñbienvenidos a este templo de la democracia!», expresó.

El Presidente dijo sentirse satisfecho de «que aquellos que por más de medio siglo combatieron con las armas al Estado y a sus instituciones, hoy se sometan a la Constitución y a las leyes de Colombia, como lo hacemos todos».

«Podemos no estar de acuerdo -y no lo estoy- con su ideología», dijo sobre la bancada de la FARC, «pero de eso es de lo que se trata la democracia: de resolver las diferencias mediante el debate de las ideas y no por la violencia», agregó.

Proc/JFIF/EFE-Calidad:Muy buena

Sin hacer referencia directa a los problemas y amenazas que se ciernen sobre el acuerdo de paz, Santos exhortó al Congreso y al futuro gobierno de Duque a que «continúen con la debida implementación de lo pactado» porque lo que está empeñado no es la palabra del presidente sino la del Estado.

«Es la palabra plasmada en un acuerdo que ha sido conocido, avalado y celebrado como ninguno por la comunidad internacional, que está pendiente, muy pendiente, de su cumplimiento, como ya se lo han dicho al presidente electo», acotó.

En el nuevo Congreso el partido Centro Democrático, fundado por el expresidente y senador Álvaro Uribe, y al cual pertenece el presidente electo, tendrá un papel predominante pero sin las mayorías necesarias, lo que le obligará a buscar alianzas con otros partidos, principalmente de centro y derecha.

En el caso del Senado, el Centro Democrático es la primera fuerza con 19 escaños, mientras que en la Cámara tiene la segunda bancada, con 32 curules, tres menos que el Partido Liberal.

Colombia Rebel Lawmakers

 

Santos también dedicó buena parte de su discurso de casi una hora de duración a hacer un balance de los logros y avances alcanzados en sus ocho años de Gobierno.

«Hay todavía mucha pobreza y mucha desigualdad, pero nadie puede negar lo que significa que más de la décima parte de la población del país haya salido de la pobreza, y que tengamos por primera vez una nación mayoritariamente de clase media», dijo.

Según el Presidente, «hoy nadie duda de que la economía, que se había desacelerado en los dos últimos años, se encuentra en plena reactivación» y al mismo tiempo el país avanza en «una verdadera revolución en materia de vías e infraestructura» para salir del atraso crónico en ese campo.

El mandatario, que dijo haber «sacrificado gustoso» su popularidad «y la volvería a sacrificar a cambio de una sola de esas vidas salvadas» con el acuerdo de paz, pidió a los congresistas «que construyan los comunes denominadores, los acuerdos mínimos que necesita toda democracia para ser gobernable».

Ante la proximidad del fin de su mandato, Santos de despidió del Congreso con la reiteración de regresa a su «condición de simple ciudadano, retirado de la política».

NOTICIAS SUGERIDAS

Cargando...

Comente