John Kerry reitera que EE UU sigue «abierto» al diálogo con Venezuela

1584_17A-U
22 de abril, 2015 - 5:06 pm
Redacción Diario Qué Pasa

El secretario de Estado de EE UU, John Kerry, se mostró ayer «abierto» al diálogo con Venezuela

Foto: AFP

EE UU está «abierto a considerar» la petición de Venezuela de aceptar como embajador en Washington al actual encargado de negocios venezolano, Maximilian Arveláez

Washington —
El secretario de Estado de EE UU, John Kerry, se mostró ayer «abierto» al diálogo con Venezuela para hallar «áreas en común», tras el encuentro de los presidentes Barack Obama y Nicolás Maduro en la Cumbre de las Américas.

«Estados Unidos sigue abierto a continuar encarando nuestras diferencias con Venezuela e intentar encontrar áreas en común», indicó Kerry en su discurso en la Conferencia de las Américas que ocurrió ayer en la sede del Departamento de Estado en Washington.

Después de reconocer la existencia de unas «relaciones gravemente tensas en los últimos años», el jefe de la diplomacia estadounidense se refirió a la visita que hizo a Caracas del consejero del Departamento de Estado Thomas Shannon invitado por el gobierno de Maduro, pocos días antes de la Cumbre en Panamá.

Asimismo, mencionó la «breve» conversación de Obama con Maduro en el encuentro hemisférico.

Les gusta Arveláez

EE UU está «abierto a considerar» la petición de Venezuela de aceptar como embajador en Washington al actual encargado de negocios venezolano, Maximilian Arveláez, como posible paso para rebajar la tensión en las relaciones.

La semana pasada, el presidente Nicolás Maduro pidió a EE UU que hiciera un «gesto positivo» al dar el beneplácito a Arveláez, encargado de negocios en Washington desde el año pasado, para que sea aceptado como embajador, pues ya han pasado 13 meses desde que se hizo la solicitud y aún no ha sido aprobada.

«Estamos abiertos a considerar todas las maneras de resolver problemas, así que si esa es una de las cosas que ellos necesitan, podemos considerar eso», dijo por su parte Roberta Jacobson.

Jacobson aseguró que el Gobierno estadounidense «ha tenido una relación con Max Arveláez, con el embajador Arveláez, por mucho tiempo».

«Es una persona con quien tenemos un diálogo muy fructífero, hasta ahora no sé exactamente si estamos preparados a aceptar(lo) como embajador, pero yo creo que queremos continuar dialogando y discutiendo las cosas en que podemos cooperar o avanzar, e ir resolviendo los problemas», agregó.

Entre las exigencias que ha planteado Maduro para mejorar las relaciones entre EE UU y Venezuela, la principal es su solicitud de derogar el decreto firmado por Obama en marzo pasado, en el que se declara a Venezuela una «amenaza» y se sanciona a un grupo de funcionarios por violaciones de derechos humanos.

Al respecto, Jacobson recordó que ese decreto «ya está implementado» y es «una orden ejecutiva de la Casa Blanca.

«Así que no puedo decir que eso va a cambiar en un corto plazo. Eso es otra cosa y no es, en el fondo, el tema de nuestro diálogo. Yo no creo que eso es algo para discutir» con Venezuela, indicó Jacobson.

Problema de vieja data

EE UU y Venezuela llevan sin embajadores en las respectivas capitales desde 2010, cuando el gobierno del entonces presidente, Hugo Chávez, rechazó la designación de Larry Palmer como jefe de la misión diplomática estadounidense en Caracas por unas declaraciones que hizo en el Senado sobre Venezuela.  En respuesta, EE UU decidió revocar la visa de Bernardo Álvarez como embajador venezolano. La tensión entre Estados Unidos y Venezuela se ha rebajado levemente a raíz de la visita que hizo a Caracas a principios de abril el consejero del Departamento de Estado Thomas Shannon, y el breve encuentro que Obama y Maduro mantuvieron poco después en Panamá.

Comente