Colombia decreta duelo por 33 niños calcinados

qpplaceholder
21 de mayo, 2014 - 5:11 pm
Redacción Diario Qué Pasa

Barranquilla — Las familias de 33 niños calcinados en un bus en el norte de Colombia enfrentan el martes el tortuoso proceso de identificación genética de los cuerpos, que podría tardar hasta 10 días, mientras el gobierno decretó tres días de duelo.

La mayoría de los cuerpos de los niños —de entre 3 y 12 años— fueron trasladados de la localidad de Fundación, donde ocurrió el accidente el domingo, hasta el Instituto de Medicina Legal de la caribeña ciudad de Barranquilla, donde padres y familiares intentaban colaborar en su identificación.

Hasta Barranquilla han llegado 31 cuerpos para su identificación, y Medicina Legal ha dispuesto de un equipo de genetistas para recibir las muestras tomadas de los cadáveres y cotejarlas con las de los familiares.

Para facilitar el proceso de identificación, los familiares describen en entrevistas las prendas que llevaban puestas los niños o entregan datos médicos y cartas dentales.

Además de los 33 niños muertos, más de 20 menores resultaron heridos en el accidente, 13 de ellos permanecen internados, algunos de gravedad y con severas quemaduras. El chofer Jaime Gutiérrez, de 56 años, y Manuel Ibarra, miembro de la iglesia evangélica a la que asistían los niños y quien contrató el bus, esperaban este martes la audiencia de imputación de cargos por homicidio culposo agravado.

Comente