Un Real Madrid herido de visita al Español

1609_E(siluetaCristiano)-AFP_01
17 de mayo, 2015 - 2:43 pm
Redacción Diario Qué Pasa

Cristiano tratará de darle los tres puntos a los merengues, que tanto lo necesitan

Foto: Agencias

El Espanyol se mide al Real Madrid en el Power8 Stadium a partir de las 12:30 de la tarde (hora venezolana), con la esperanza de aprovechar su eliminación de la Uefa Champions League a manos del Juventus en semifinales y sumar tres puntos claves para mantener su escalada hacia la séptima plaza y Europa. El entrenador blanquiazul, Sergio González, no podrá contar con el extremo Lucas Vázquez para este partido. El gallego, cedido por el Real Madrid esta temporada, así lo tiene estipulado por contrato.

En su lugar, entra el mediocentro Cañas. Mientras, el lateral izquierdo Rubén Duarte sigue fuera de los planes del técnico. El cuadro catalán está en un buen momento. El Espanyol encadena tres partidos sin perder, dos victorias y un empate, y tiene cada vez más cerca el sueño continental. Todas sus líneas rinden a un buen nivel, entre las que destaca, especialmente, el ataque: Sergio García, Caicedo y Stuani atesoran 32 goles en Liga.

Confiados – heridos

La confianza en vestuario blanquiazul es absoluta. Nadie se fía del Real Madrid, que llegará herido a Cornellà-El Prat, pero sí creen que puede ser un buen momento para lograr una victoria en casa que no consigue desde hace siete años. Además, es el último choque de los periquitos como anfitriones y querrán despedirse a lo grande. La entidad catalana espera que el Power8 Stadium presente la mejor entrada de la temporada. Los futbolistas desean ofrecer a sus seguidores una victoria ante uno de los mejores equipos de la competición. Mientras, el Real Madrid viaja a Barcelona entre la depresión de ver como se escapó la opción de hacer historia en Liga de Campeones y la impotencia de haber tirado toda la temporada en una semana aciaga.

Esperan una ayudadita

El empate liguero ante el Valencia en el Santiago Bernabéu convierte la lucha por el título en un imposible. A cuatro puntos del Barcelona con seis por disputarse hacen que el Real Madrid sea fiel a su himno y no baje los brazos hasta el final, pero ya consciente de que terminará la temporada sin la conquista de ningún título grande. Las esperanzas estaban puestas en la Liga de Campeones pero a la hora de la verdad al Real Madrid le faltó físico y algo de fútbol para superar al Juventus. Intentará superarlo en el Power8 Stadium, pendiente de un favor del Atlético de Madrid que deje la resolución del campeonato en la última jornada de Liga.

Comente