Entrenador Adrián Solano vuelve al ataque para defenderse de las críticas

gcesamm
25 de abril, 2017 - 1:53 pm
Con información de Agencias

El entrenador, atleta y dirigente publicó varios mensajes para solicitar derecho a réplica por esa serie de notas a través de su twitter, donde, sin embargo, tiene bloqueados a varios de los directamente aludidos en la petición

Foto: Agencias

El entrenador del «peor esquiador de todos los tiempos» regresó para solicitar un derecho a réplica a El Estímulo por la serie de cometarios que hubo en el mes de febrero por la participación de Adrián Solano en el Mundial de Esquí Nórdico.

César Baena, el entrenador de Adrián Solano, acusó al ex embajador de Venezuela en Australia de estafador, negando haber recibido divisas de CANTV y asegurando que el Ministerio del Deporte y el IND están «envueltos en corrupción».

Baena fue mostrado en El Estímulo y en otros diarios como el hombre detrás de la fallida participación de Adrián Solano en el Mundial de Esquí Nórdico, el cual terminó en las redes sociales en una ola de críticas y burlas, por su errático paso por las nieves finlandesas, pero a su vez de elogios y reconocimiento, por la determinación y la convicción que habría demostrado a pesar de su absoluta falta de dominio de la disciplina.

El entrenador, atleta y dirigente publicó varios mensajes para solicitar derecho a réplica por esa serie de notas a través de su twitter, donde, sin embargo, tiene bloqueados a varios de los directamente aludidos en la petición.

«El embajador de aquel tiempo me estafó y le robó al país más de 3000 dólares, usando las fotos que me tomaron durante el cumpleaños de la secretaria de la embajada», aseveró Baena, que en 2009 había denunciado haber sido abandonado por el diplomático durante su participación en una prueba en Nueva Zelanda.

Baena informó que la entonces ministra Victoria Mata cubrió su traslado a Oceanía, «pero me mandó sin dinero a Australia. Tuve que contar con mis propios recursos. Para el momento no existía un Cadivi ordinario, sino una tarjeta prepago. Cuando llegué a Nueva Zelanda no tuve otra opción que fregar platos para poder sobrevivir,  y estar sin comer, para poder asistir a la competencia, que además gané».

El entrenador además afirmó que el jefe de la legación diplomática falsificó las evidencias de la ayuda que le proporcionó en aquella oportunidad: «Cuando yo llegué a las montañas de Australia, viéndose que no traía ningún tipo de dinero, ellos me alojaron por 10 días, dándome pensión completa y hotel. El embajador de aquel tiempo justificó más de 3000 dólares, los cuales provinieron de cancillería, y usó las fotos del evento del día que yo llegué, que era el cumpleaños de la secretaria, para justificar ese dinero y robárselo. En mi caso, a mí no me dieron absolutamente nada».

El esquiador y ex voluntario olímpico se negó a responder preguntas, por lo que no fue posible validar la versión según la cual en 2009 se retractó y presentó excusas tras haber formulado las mismas denuncias al embajador.

El único gorro

Baena también negó versiones que circularon en redes sociales, según las cuales CANTV financió su participación en Lahti. «Es pura mentira que CANTV me haya dado 40.000 dólares, cuando en toda la historia de la relación comercial y de patrocinios entre CANTV y César Baena nada más han sido 50 mil bolívares que me han dado, y eso fue en 2012».

«Esa actitud crítica diciendo que soy chulo del Estado, que soy un vividor, es pura mentira, porque me ha tocado fregar platos, recoger latas y en muchas ocasiones lo hago. Entonces tantas mentiras que corren por ahí por los medios de comunicación, mentiras amarillistas nada más para difamar al atleta, ¿por qué  un atleta que ha logrado tanto dentro de las esferas internacionales lo quieren venir a menos (SIC), cuando hay tanto chulo y tanto choro dentro de ese ministerio?».

La única pregunta que accedió a contestar Baena fue la razón por la que su uniforme seguía exhibiendo el logo de CANTV, lo mismo que el vehículo oficial del equipo. «Yo ni siquiera tengo otro gorro que usar, no tenía ni para comprar otro. Lo uso porque me gusta y porque me identifica con Venezuela, porque era el único con la bandera. Y en el carro no lo he quitado porque me siento orgulloso de mi país. ¿Cuál es el problema?».

El poseedor de un récord Guinness confirmó sus relaciones tensas con el Ministerio del Deporte y el IND: «Por supuesto que soy un personaje incómodo en el IND, por supuesto, porque tengo principios, a diferencia de muchos atletas que se dejan llevar por esa ola de corrupción. Nunca acepté ni acepto ni aceptaré ninguna comisión, por lo cual entonces soy un personaje bien incómodo en todas las esferas del IND y el ministerio, que lamentablemente están envueltos en corrupción. Porque me vas a decir que muchos funcionarios llevan seis meses nada más trabajando en el ministerio en cargos directivos, que su sueldo no debe pasar ni de 400.000 bolívares al mes, ¿cómo es posible que tienen camionetas de 30.000 dólares y andan con seis guardaespaldas, cuando las motos de esos guardaespaldas cuestan entre 5000 y 20.000 dólares?».

Baena no aportó evidencias ni datos adicionales para sustentar sus denuncias, y exigió que se rectificara en esta nota versiones que se hicieron en otros medios de los artículos originales de El Estímulo. Acusó a los periodistas de «parásitos de los atletas, que son los que verdaderamente se esfuerzan», y de ser «pañoleros, que son nada mas lobbystas de los atletas», asegurando que el deportista es el único que debe» ser respetado, el meritorio es el atleta, más nadie.

Las interrogantes quedan pendientes, como la discrepancia entre la versión de Solano, según la cual el boleto de su fallido viaje a Suecia (que no pudo completar pues se vio obligado a regresar de su escala en París) fue adquirido con sus ahorros y ayuda de su familia y amigos, y la de su propio hermano mayor César Guillermo Baena, quien publicó el 27 de febrero en su Facebook que el viaje fue costeado por el entrenador, atleta y delegado del equipo venezolano. Tampoco fue posible preguntarle cómo es que el año de prácticas en Maracay nunca fue expresamente documentado en las redes de ninguno de los dos, ni Solano ni Baena, o ahondar en las serias denuncias que vierten sobre el embajador Dávila, el IND, Mindeporte e incluso algunos atletas.

 

 

Comente