Derrota

qpplaceholder
24 de mayo, 2015 - 2:31 pm
Redacción Diario Qué Pasa

¡Estamos tan jodíos, que nos sentamos en un pajar y nos clavamos la aguja! Estas primarias nos dejaron con la cara viendo pa′l piso. La derrota es tan grande que «Espoleta» Allup no sabe qué decir. Apenas votó el 7% del total de electores, de vaina le ganamos al MAS, aquel de «Fracaso» Petkoff, que siempre sacaba el 6% histórico. Estamos pasando por una vergüenza tan grande que no la salta ni Ismael «Talanquera» García. Y no hay por dónde justificar la vaina. Y menos mal que el martes nuestros compañeros de los medios de comunicación sacaron otra vez el peo de Diosdado Cabello, y la gente se está olvidando del coñazo que nos dimos contra el piso en las primarías.

Gente que no salió a votar porque además, no sabía por quién carajo iba a votar. Y gente que pagó más a los pocos electores que votaron por ellos que por la inscripción. Una vaina que da una pena del carajo. Lo que podemos decir es que a la gente no se le puede seguir engañando de esa manera. Le imponemos unos candidatos en otros circuitos y además, hacemos elecciones en otros pero cobramos la participación a 150 mil bolívares, y si todavía hay gente que  cree en nosotros, hay que cuidarla como un tesoro, porque o no se ha dado cuenta de lo miserable que somos, o son bien caídos como la múcura que está en el suelo mamá…

Y la vaina, a pesar de todo, da risa, porque «Espoleta» Allup, había dicho que «la gente de la tercera vía va a quedar hecha polvo cósmico», y al que le pasó esa vaina fue a su partido AD. Uno no sabe dónde meterse. Los chavistas nos volvieron a joder, porque ellos van a hacer su fiesta electoral completa y nosotros la hacemos por partes. Ahora tenemos el peo de la tarjeta única y Julio «Matemático» Borges no es pendejo, él sabe que dentro de ese majarete que es la MUD su partido es la primera fuerza y no va a pelar ese boche de salir con su tarjeta Mi Negra, es decir, amarilla.

El que está gozando una bola con estos resultados es el alcalde chavista Jorge Rodríguez, dio una rueda de prensa muerto de la risa, incluso, no llama primarias a estas elecciones, sino con ese tono que nos jode hasta más allá de más nunca, él dice «falsarias», es decir, que esa vaina que montamos  fue una estafa. El carajo se moría de la risa mostrando cifras y porcentajes y hablando del secretario general nuestro, que por cierto, debe aprovechar y largarse bien lejos al barrio de donde vino, decía que ese carajo había dado una cifra sospechosa. En fin, que estamos derrotados. Estamos que damos pena, que no sabemos para dónde carajo coger.

El papá de Margot llegó de la calle y tiró el periódico contra la pared y dijo: «Estoy 100% arrecho con estas primarias» y se fue al cuarto y le metió su coñazo a la puerta y afuera la gente gritó: «Hasta cuándo, carajo».
Triste, compai, triste, me canta Margot.

Comente